Tamaños de papel para la composición de libros

Mariana Eguaras Enero 19, 2017 @ 7:06PM

Por el 17 Ene, 2017 | 15 comentarios

 

Con esta entrada sobre los tamaños de papel empleados en los libros inauguro una serie de artículos sobre el diseño editorial. Específicamente, se relacionan con la composición y maquetación de libros impresos.

Por tanto, la gran mayoría de las entradas versarán sobre los sistemas de composición, las retículas, que subyacen en los libros.

Sin embargo, antes de adentrarme en los sistemas compositivos del interior de los libros es necesario mencionar los tamaños de papel y, por ende, el tamaño estándar de algunos libros.

Elegir medidas estándares para imprimir libros colabora a ahorrar costes y evitar desperdicios de papel. Esto no invalida que puedan imprimirse libros con el tamaño que se desee. De hecho, muchas editoriales eligen otros tamaños para sus libros, por diversos motivos que exceden este espacio.

No todos los tamaños de papel se corresponden con el tamaño de los libros, pero sí algunos de ellos y eso aborda esta entrada.

 

Tipos de tamaños de papel

Existen distintos tamaños de papel empleados por la industria gráfica que derivan, de uno u otro modo, en diferentes tamaños de libros.

La procedencia de las normas y/o estándares que rigen los tamaños de papel es relevante. Sobre todo para ahorrar costes de producción. El hecho de usar tamaños estándares que emplea la industria gráfica de un país evita el desperdicio de papel.

Una editorial ahorrará una gran cantidad de dinero si cada plancha de papel es aprovechada casi en su totalidad. Igual un autor que publica por su cuenta.

La diferencia de costes es evidente al comparar dos presupuestos de un mismo libro con diferente tamaño.

No es mi intención abarrotar la entrada de cifras y nombres que resulten extraños. Por tanto, haré mención a los sistemas más conocidos y enlazaré a artículos donde se los explica con detalle.

 

Los tamaños estándares ISO/DIN A, B y C

La serie papel DIN nació en Alemania en 1922 y significa Deutsches Institut für Normung (Instituto Alemán de Normalización). Años más tarde, esta estandarización pasó a estar tutelada por la International Organization for Standardization y cambió su prefijo a ISO.

Referirse a DIN o ISO es indistinto, ya cualquier impresor entenderá de qué tamaño estamos hablando.

Las características de los tamaños de papel ISO están recogidas en la norma número 216 (DIN 476), que fija tres series: A, B y C. Y las tres se rigen por sistema métrico decimal.

Estos tamaños mantienen un principio de proporción que se expresa así: a × b = √2 × b2.

 

Tamaños de papel para la composición de libros - Comparación DIN-ISO con el rectángulo áureo

 

La serie A es la más utilizada y tiene su origen tamaño A0, que equivale a un metro cuadrado de papel. Los sucesivos tamaños —A1, A2, A3, A4, etc.— se definen dividiendo por la mitad el tamaño anterior por el largo. Es decir, cada tamaño equivale a la mitad del tamaño superior o al doble del tamaño inferior.

 

Tamaños de papel para la composición de libros - La composición de los tamaños DIN/ISO

 

Las medidas de la serie B —con tamaños intermedios entre los A— también suelen emplearse para libros. Y junto a la serie C se emplea mayormente para la confección de bolsas y sobres.

DIN A4 y DIN A5 son los tamaños de papel más utilizados en la industria gráfica española para ahorrar costes.

Las tres series están compuestas por “tamaño finales”, aquellos que el usuario recibe y que difieren de los usados por la industria gráfica.

 

El papel para imprenta: series ISO RA y SRA

El papel para imprenta se caracteriza por ser más grande que el que recibe el usuario. Para poder imprimir un libro en tamaño A5 el papel debe ser, necesariamente, más grande que 148 × 210 mm. Y esto independientemente de la impresión en pliegos.

Cuando se prepara un PDF para imprenta se indican las marcas de corte. Es decir, se especifican unas marcas que es por dónde deben ser guillotinadas las páginas que conformarán el libro. Para ello, el tamaño del papel donde se imprime un libro debe tener mayor tamaño que este.

Para atender a esta cuestión existen las series ISO RA y SRA recogidas en la norma ISO 217. “Papel. Formatos brutos”. Cubren el papel en bruto, no recortado, para la imprenta comercial y son un poco más grande que ISO/DIN A.

En resumen: la serie RA es un 5 % más grande que A y la serie SRA un 15 % más que el estándar A. Encuentras las dimensiones exactas de estas series aquí.

 

Los anglosajones: un batiburrillo de tamaños

La cantidad de tamaños de papel empleados por los anglosajones —ingleses y estadounidenses—es enorme y se especifica en pulgadas.

Aunque algunos ya están en desuso podría decirse que actualmente se emplean dos sistemas:

Encuentras un resumen de medidas en esta entrada del excelente blog Imagen digital. Allí su autor, Gustavo Sánchez Muñoz, señala además los tamaños Letter, Legal, Tabloid y Executive estadounidenses. Estos se encuentran definidos en la mayoría de impresoras y programas y son muy usados en Estados Unidos, Canadá y América Latina.

En este batiburrillo de medidas encontramos los tamaños empleados en plataforma de impresión bajo demanda. Así, KDP, CreateSpace, Lulu, etc. ofrecen tamaños de libros basados en pulgadas que tienen como punto de partida el formato ANSI.

 

Tamaños de papel estándar ANSI

En 1995, el American National Standards Institute (Instituto Nacional Estadounidense de Estándares) adoptó la norma ANSI/ASME Y14.1. Esta definía una serie regular de tamaños de papel basados en el estándar 8,5 × 11 pulgadas.

Este estándar denominado ANSI A —más conocido popularmente como Carta o Letter— es el equivalente al A4 que utilizamos en Europa.

De este estándar, también deriva el tamaño de libros 5,5 × 8,5 pulgadas (“media carta”), mayormente empleado en libros de ficción en las plataformas de impresión bajo demanda. En Europa, el equivalente a esta medida es el tamaño A5.

La otra medida muy utilizada, sobre todo para libros de no ficción, es 6 × 9 pulgadas (US Trade), equivalente a un libro 15 × 23 cm.

 

Tamaños de papel para la composición de libros - Comparativa de medidasedidas

 

Y en la imagen siguiente una aplicación práctica, con libros reales.

Tamaños de papel para la composición de libros - Ejemplo sobre libros reales

¿Has considerado imprimir tus libros con algunos de estos tamaños para ahorrar costes? Prueba a solicitar dos presupuestos de impresión, a la misma imprenta, con iguales características pero diferente tamaño de libro. ¿En qué tamaño imprimes tus libros?

    15 comentarios

  1. Gracias, Mariana. Como de costumbre muy oportuna y útil la entrada. Tu blog es una referencia bibliográfica obligada para mí. En él he aprendido infinidad de cosas que se revierten en mayor profesionalidad para mi trabajo como editora, correctora y maquetadora.
    Un abrazo,
    Sandra

    Sandra Rossi

    18 Enero, 2017

    • Entonces también te gustarán las próximas entradas de esta serie, Sandra. 🙂

      Gracias por leerme y comentar. Un abrazo.

      Mariana Eguaras

      18 Enero, 2017

  2. Nosotros hace tiempo ya decidimos imprimir todo en 13x21cm, por comodidad y por el tipo de libros que hacemos, la idea era que se pudiera sujetas fácilmente en la mano y que aun así no fuera el tamaño demasiado reducido como para tener que leerlos con lupa :-).

    David

    18 Enero, 2017

    • Es un buen tamaño para libros, muy “portable”. Y lo digo porque acabo de corroborar el tamaño del iPad mini y es similar (me gusta porque con una mano lo puedo sostener).

      Mariana Eguaras

      18 Enero, 2017

  3. Muy recomendables y útiles vuestros artículos, muchas gracias por vuestros aportes.

    juanpedro

    19 Enero, 2017

  4. El blog es muy interesante en su conjunto, y muy de agradecer su elaboración y difusión.
    En la entrada de hoy me parece que se han deslizado dos “inevitables” erratas.
    Una, en la serie de los tamaños de papel (hay dos A2 y falta el correspondiente A3).
    La otra en el cuadro que muestra gráficamente los tamaños relativos de los papeles de la serie A; el de mayor tamaño debe estar rotulado como A0 (en hueco) en vez de A1, y también los rótulos de los formatos A2 y A3 están respectivamente intercambiados. Para alguien poco atento, esto puede dar lugar a confusiones.

    Eduardo Sánchez López

    19 Enero, 2017

    • Muchas gracias, Eduardo, por indicar los errores; ya estoy corrigiéndolos.

      Mira que he visto el archivo tropecientas veces y otras tantas leí la entrada antes de publicarla… Así y todo han salido con errores 🙁

      Mariana Eguaras

      19 Enero, 2017

  5. Gracias, Mariana.

    Te agradecemos todos los que no somos expertos en estos temas pero deseamos publicar y tener un contacto más directo con los detalles que bordean a la edición de un libro, entender un poco más a nuestras editoriales, los tamaños de papel, los posibles presupuestos. Este artículo lo he hecho llegar a unso cuantos colegas de mi universidad, profesores como yo que te agradecen la colaboración.

    Gracias, amiga.

    Saludos, José Luis.

  6. Excelente Mariana! Muchas gracias! Ya trabajé más de 10 años en editoriales, soy diseñadora gráfica editorial y me hiciste acordar a esos tiempos. En la última editorial que trabajé teníamos la imprenta en el mismo edificio, entonces tenía la suerte de ver los pliegos, papeles, encuadernado, pegado… en fin el proceso completo del libro desde que hacíamos el diseño de la maqueta hasta el final con el libro impreso. Solía ir al departamento de los que imponían mis pdfs y preguntar el tipo de papel que se iba a utilizar para poder conocer más sobre el libro. Soy de las que cree que aunque uno haga solo la maqueta debemos conocer el proceso completo porque “el libro” es una de los tantos objetos que involucra muchas personas para su realización. Gracias!!!

    Florencia

    21 Febrero, 2017

    • ¡Eso es un lujo, Florencia! Tener la imprenta a cuatro pasos incluso permite realizar ciertos experimentos antes de diseñar y maquetar. Esta mecánica de trabajo se está recuperando en imprentas artesanales, la de imbricar el proceso de edición con el de producción, pero prácticamente no es posible coordinarlo si no tienes la imprenta en la misma ciudad o esta es grande (a menos que seas una editoriales que publica mucho y a la imprenta le sale a cuenta cuidarte).

      Gracias por pasarte por aquí y comentar. A lo largo del año iré publicando más entradas sobre composición. ¡Saludos!

      Mariana Eguaras

      21 Febrero, 2017

  7. Muy interesante.Supongo que en un futuro y gracias a la globalización todo se resumirá en unos estándares a nivel mundial. Ya podemos comprar, negociar, tener acceso de una forma fácil a empresas de todo el mundo. Creo que es cuestión de tiempo. Buen artículo!

    Lorenzo F.

    1 Marzo, 2017

    • No estoy muy segura, Lorenzo… Ya podría hacerse y, sin embargo, sigue habiendo multitud de estándares.

      Gracias por leer y comentar. Saludos.

      Mariana Eguaras

      1 Marzo, 2017

  8. Hola Mariana:
    Estoy en la última etapa de la redacción de mi tesis doctoral, y eso me hace pensar en el formato de encuadernación y estas cosas. Me gustaria que el formato resultante del libro fuera un tamaño B5 o 170×240 mm. La cuestión es que desde la universidad nos imponen una serie de requesitos como una cubierta (portada y contraportad) estandar. Esta cubierta puede ser de cualquier tamaño pero nos la facilitan en un archivo word como un A3, para una encuadernación en A4 supongo. A que tamaño deberia adpatarla si mi tamaño final son los mencionados?? tengo que incluir el lomo que en mi caso corresponderia a un libro con aprox 125 paginas.
    gracias

    Antonio Fuentes

    16 Abril, 2017

    • Hola, Antonio:

      No alcanzo a comprender muy bien tu planteo, pero expongo algo que tal vez te ayude.

      Entiendo que la tesis debe cumplir unos requisitos impuestos por la universidad, requisitos que son habituales y que se deben cumplir. Lo más probable es que sea A4 (A3 es demasiado grande para un documento).

      Por otro lado, tú quieres que la tesis tenga otro tamaño para, supongo, encargar copias impresas por tu cuenta o bien para transformarla en libro.
      Yo lo que haría es trabajar una versión para la universidad y, posteriormente, adaptarla al tamaño B5.

      Yo trabajo con el archivo del interior por un lado y del exterior por otro; en este último sí hay que incluir el ancho del lomo, que te lo dirá la imprenta en función del tipo de papel y de la cantidad de páginas.

      Saludos.

      Mariana Eguaras

      17 Abril, 2017

Trackbacks/Pingbacks

  1. Tamaños de papel para la composici&oacut... - […] Los tamaños de papel de la industria gráfica incluyen en el tamaño de los libros. ¿Quieres ahorrar costes? Conoce…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *