La semana pasada los socios de CEDRO recibimos la noticia de un nuevo servicio: el registro de certificación digital de obras.

Compartí la noticia en un grupo de Facebook y con ello evidencié que hay un poco de desconocimiento sobre qué es y qué hace CEDRO.

Por tanto, aprovecho esta entrada para explicar algunas cuestiones más que las propias del nuevo servicio. Agradezco al departamento de Comunicación de CEDRO la disponibilidad para atender mis consultas y los datos que me facilitaron.

Los datos que incluyo son básicos y no un detalle de todos lo que atañe a la institución. Toda la información sobre el quehacer de esta entidad la encuentras en su página web.

Qué es y qué hace CEDRO

CEDRO es el acrónimo del Centro Español de Derechos Reprográficos y es una asociación sin ánimo de lucro. No es un organismo público ni depende de administración estatal alguna.

La entidad representa y defiende colectivamente los derechos de propiedad intelectual patrimoniales de:

  • escritores y traductores de todo tipo de obras (literarias, científicas, técnicas, educativas, de información, divulgación, etc.);
  • periodistas y autores de artículos y otros trabajos para publicaciones periódicas;
  • editoriales socias de CEDRO;
  • autores y editores asociados a las entidades homólogas de otros países;
  • autores y editores que no son miembros de la entidad, para la gestión colectiva del derecho de compensación por copia privada y del de remuneración por las copias digitales en las universidades; también del derecho de préstamo, ambos por mandato legal.

Las funciones de CEDRO

La función más relevante de la entidad es la de gestionar, de manera colectiva y por mandato legal, la remuneración para los autores y editores por las copias privadas que se llevan a cabo de sus obras.

Los no socios también tienes opción a solicitar el pago de los derechos por la compensación por copia privada y recaudación del extranjero, préstamos público y uso universitario.

También de aquellas que se hacen en las universidades, bibliotecas e instituciones similares y por la agregación de contenidos.

Otra de las funciones que destaca es la gestión de las licencias de obras. Mediante conlicencia.com otorgan el permiso del titular de derechos para copiar y compartir libros, revistas y periódicos.

Además de la recaudación de las cantidades generadas por determinados usos de las obras, CEDRO se encarga del reparto de lo recaudado entre los titulares de los derechos.

La defensa de los intereses de los socios de la organización, nacional e internacionalmente, se materializa en actuaciones ante los tribunales de justicia y en la lucha contra la piratería digital.

Por último, la entidad asiste y da formación a autores y editores, y organiza un ciclo anual de seminarios web para socios y clientes.

Tienes toda la información de la asociación en la web de CEDRO, en los apartados del menú superior; navégalo para hallar respuestas a tus dudas.

Algunos conceptos que necesitamos conocer

Para entender la existencia de asociaciones como CEDRO, es necesario conocer cierta terminología. En especial, para comprender el alcance que tiene en el aspecto legal y práctico.

¿Qué es la gestión colectiva?

Como se puede leer en la página web de Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI):

“La gestión colectiva es una opción dentro del sistema del derecho de autor con la que se exige o se permite que los titulares de derechos administren sus derechos por conducto de un organismo de gestión colectiva”.

Este tipo de gestión puede ser contractual o voluntaria u obligatoria o legalmente establecida; esta última es la que está vigente en el Estado español.

La Ley de Propiedad Intelectual es la que permite esta gestión por parte de las entidades autorizadas en España.

La existencia de este tipo de gestión se basa en situaciones como las presentadas por la OMPI:

“Por ejemplo, los autores, artistas intérpretes o ejecutantes o productores no pueden ponerse en contacto con todas las emisoras de radio para negociar las licencias y la remuneración por el uso de sus canciones. Por otra parte, no resulta práctico que las emisoras de radio soliciten una autorización específica a cada autor, artista intérprete o ejecutante y productor para utilizar cada una de sus canciones. Los organismos de gestión colectiva facilitan a ambas partes la gestión de los derechos, así como la remuneración económica para los titulares de los derechos”.

¿Qué es la copia privada?

La copia privada es una limitación a los derechos de autor y a los titulares de derechos de propiedad intelectual.

Esto permite que ciertas obras divulgadas puedan ser reproducidas por quien las ha adquirido; siempre que la copia que obtenga sea usada de individual y no lucrativa. Para ello, el adquirente debe ser una persona física y haber tenido acceso legal a la obra.

Este límite al derecho de reproducción se establece para que se puedan hacer copias de obras y prestaciones protegidas (con equipos, aparatos y soportes idóneos) sin necesidad de tener que contar con la autorización de su titular.

Para compensar el daño económico que supone la realización de estas copias se cobra un canon en algunos equipos.

Móviles, impresoras, copiadoras, grabadoras, reproductores, memorias, etc., están gravados con el canon por copia privada. También se conoce a esta tasa como canon digital.

Este canon tiene origen en el siglo pasado; sin embargo, en España sufrió un importante cambio durante la primera década del siglo XXI.

Si quieres saber más sobre la historia de esta tasa y por qué se aplica puedes leer este artículo.

En qué consiste el registro de certificación digital de obras de CEDRO y cómo hacerlo

En CEDRO los socios ya registran sus derechos sobre una obra al momento de declarar su participación en un libro, una partitura o un blog.

Por tanto, lo que hace este nuevo registro de certificación digital de obras es ofrecer una certificación.

Se trata de un sistema que genera y almacena las huellas digitales de las obras que procesa.

Tres son las funciones del registro de certificación digital de obras:

  1. Registrar: huellas digitales de las obras indexadas.
  2. Certificar: la existencia de una obra en un momento determinado.
  3. Verificar: la validez del certificado y prueba de coincidencia con otras obras.

Este registro es un servicio exclusivo para socios de CEDRO. Por tanto, para acceder a él hay que:

  1. Ser socio de CEDRO; puedes asociarte siguiendo estas instrucciones.
  2. Ingresar al Área privada > Área de socios e ir a la pestaña Servicios.
  3. Buscar Registro de certificación digital de obras (al final).
  4. Cumplimentar los campos que se solicitan sobre la obra: título, autor y descripción de la obra; si es una obra en colaboración indicar los demás autores.
  5. Aceptar las condiciones generales del servicio.
  6. Subir el archivo de la obra al registro (en formato.pdf, .txt, .doc, .docx o .epub; peso máximo de 25 megas).
  7. Clicar en Archivar (esperar a que se cargue el archivo)
  8. Pulsar en Registrar.
  9. Hacer clic en Certificar para que se generar un documento: el certificado.
  10. Clicar en Descargar el certificado.

Los autores y editores deben guardar el fichero del certificado; CEDRO no almacena ni conserva copia alguna de la obra indexada ni del certificado. Si deseas obtener el registro de otras obras, solo tienes que repetir el proceso.

Registro de certificación digital de obras de CEDRO

Las obras que se pueden registrar son de tipo textuales originales, divulgadas o no. Entre ellas se encuentran los libros, los artículos, las tesis, los guiones y las obras de teatro.

El registro de certificación digital de obras de CEDRO también acepta obras sin publicar de autores o editores asociados.

Este es un registro ágil, cien por cien online y que se hace en menos de cinco minutos. Es compatible con el Registro de la Propiedad Intelectual y con cualquier otro tipo de registro privado.

Los autores y editores que no sean españoles también pueden asociarse a CEDRO y acceder a este servicio.

Cuál es la utilidad de un registro de certificación digital de obras

Cuando un titular de los derechos de una obra obtiene un certificado digital, este constituye una prueba de la existencia de la obra en un momento determinado (timestamp).

Este certificado puede ser utilizado en casos en los que se necesite:

  • gestionar derechos ante la administración; por ejemplo, al momento de pedir la compatibilidad entre la pensión de jubilación y los derechos de autor.
  • negociar con otros usuarios de obras protegidas, como ser buscadores o agregadores de contenidos.
  • para cualquier controversia en materia relacionada con la propiedad intelectual; por ejemplo, para emplearlo en denuncias de plagio o en reclamos contra la piratería.

Mediante este registro se podrá verificar la validez del certificado en una controversia en materia de propiedad intelectual.

Certificado digital de obra

Se puede estar a favor o en contra de la existencia de las entidades de gestión; puede gustar más, menos o nada el sistema de reparto.

A efectos prácticos, en España es un mandato legal; es decir, tanto la gestión colectiva de los derechos de autor como la aplicación del canon digital se hace porque la ley indica que así se haga.

Otros países se rigen por otros regímenes; si quieres saber más puedes leer este documento.