Falsa distribución de libros en editoriales de autoedición o de coedición

Mariana Eguaras Agosto 9, 2017 @ 1:49PM

Por el 7 Sep, 2015 | 193 comentarios

 

¿Cuál es el factor determinante para que un autor publique con una editorial de coedición o de autoedición? Esta pregunta no solo me la he hecho yo misma varias veces sino que también se la hago a los autores que realizan una consultoría editorial. En esta entrada me centraré en el libro impreso y su supuesta distribución tras ser publicado por una empresa en la modalidad coedición Editorial-Autor.

Aunque yo las llame editoriales —también se denominan a sí mismas de este modo— muchas de ellas son empresas de servicios editoriales que venden libros o empresas de servicios editoriales que imprimen libros. Algunas también se llaman editorial de autoedición. En resumen, hablo de las empresas que cobran por publicar un libro, cosa que no realizan las editoriales (tradicionales).

Como ya he aclarado en entradas anteriores, no todas las editoriales de este tipo actúan de mala fe; por el contrario, hay algunas que asesoran al autor y cumplen con lo pactado con él. Y algunas editoriales tradicionales se han visto forzadas a adoptar la coedición para no tener que cerrar. Mientras las reglas sean claras, y se cumplan por ambas parte, el juego será divertido.

Por el contrario, existen otras empresas que  regatean información a los autores, matizándola, prometiendo la distribución de su libro en grandes cadenas de librerías y aprovechándose de los imperiosos deseos de publicar de los autores a toda costa. Los autores se sienten estafados. Llegan a este punto porque han firmado un contrato de edición que desconocen o porque aceptan promesas que son (casi) imposibles de cumplir en el mercado actual del libro.

A diferencia de la autopublicación, las editoriales de autoedición poseen el diferencial de ofrecer distribución y venta del libro además de su promoción. Todo lo demás, lo puede realizar el propio autor él mismo o contratando los servicios editoriales (incluso se puede contratar la promoción). El problema surge cuando la distribución no existe, la venta la hacen a través de su web y la promoción son dos publicaciones en una red social…

¿Quién distribuye mi libro, la editorial o yo, el autor??

 

¿Por qué sostengo que la distribución es falsa?

Porque estas empresas de coedición no distribuyen el libro sino que facilitan un contacto con una distribuidora. Facilitar un contacto no es lo mismo que distribuir, del mismo modo que tres tuits y dos publicaciones en Facebook no es realizar marketing editorial. Incluso publicando con estas empresas la distribución la realiza el autor, no la editorial.

Decidí incluir el nombre de las empresas para que pueda contrastarse la información contenida en esta entrada. En ningún caso, tengo algo en contra de ellas (de hecho, tengo identificadas más de 100 de estas editoriales) y me ciño a la información que me ha llegado por diferentes vías. Son empresas de público conocimiento y este espacio está abierto si desean realizar una réplica a lo que desgrano a continuación.

Para argumentar lo que sostengo en esta entrada, valen los siguientes ejemplos, donde realizo acotaciones (en carmín):

1. Correo electrónico de un autor, que me envió el 30 de julio, donde me solicita ayuda para distribuir su libro en España(*).

Hola, acabo de publicar un libro de poesía con una editorial llamda círculo rojo; podrías ayudarme a distribuirlo en España

¿Para qué publicar con una editorial de este tipo si no distribuye tu libro? 

 

2. Parte de un correo electrónico de la Editorial… ¿?

El contenido que aquí se encontraba ha sido eliminado para evitar posibles acciones legales contra mí y este blog. Más información.

Es el mensaje que la empresa envía a los autores que desean publicar con ellos en respuesta a un primer contacto. Destaco las frases donde se indica que es el autor quien debe encargarse de la distribución de su libro impreso.

[Contenido eliminado] Quien tiene que enviar el libro es el autor y decidir si cobra o no los gastos de envío. También es el autor quien debe crear un botón en PayPal (el cual para que “surta efecto” la página web donde se encuentra debe recibir cientos de visitas al día; ya ni hablemos de tasa de conversión de las visitas en ventas…).

[Contenido eliminado] Es decir, si el autor trabaja con librerías. La editorial no realiza distribución. Es el autor quien debe hacerlo o puede contratar a un… ¿agente literario para vender el libro en librerías físicas pequeñas y medianas (y las grandes)? Tenía entendido que la función del agente literario es otra… Además, de contratarlo, se encarga de “entablar contacto con diez librerías” que, obviamente, debe facilitar el autor y, obviamente, es el autor quien debe encargarse de llevar los libros a las librerías contactadas. Y este tema lo dejo aquí, aunque tela para cortar hay más…

[Contenido eliminado] Llegamos a “las grandes”. Por supuesto, es el autor quien se debe encargar de la distribución, no la editorial. Y el libro estará en el catálogo online, solo disponible en la web de Fnac, pero no impreso ni expuesto en el interior de la librería.

[Contenido eliminado] Este servicio tampoco lo realiza la editorial sino que debe hacerlo el autor. ¿Qué diferencia hay con autopublicarlo? Para el autor ninguno, para la editorial sí: sumar libros con su sello y sostener el argumento de la gran cantidad de libros que publican.

[Contenido eliminado] Como hablamos de libro impreso, este punto no aplica.

[Contenido eliminado] ¡Las grandes otra vez, qué emoción! Aunque, por supuesto, es el autor quien tiene que hacer la distribución, no la editorial. ¿Quién da de alta el libro en la distribuidora?

Dar de alta el ISBN para el libro y registrarlo en el Depósito legal no es un argumento tentador para publicar con una editorial de este tipo; el autor puede hacer exactamente lo mismo sin una editorial (de hecho, yo misma lo he realizado varias veces para los autores con los que he trabajado).

 

3. Correo electrónico de Mercedes González Pérez, de El desván de las letras, que me envió el 4 de agosto, a raíz de un debate en LinkedIn (que pintaba de lo más interesante, pero donde se han borrado algunos comentarios). Reproduzco solo las partes relativas a la distribución para no hacer esta entrada un mamotreto:

Me dispongo a informarte, sobre cómo trabajamos desde la Editorial Cultiva Libros.

Somos una editorial pionera en su gremio, con varias sucursales en España, Portugal y New York.

Hemos conseguido llegar a acuerdos con distribuidores y libreros, para poder ofrecer a los autores no solo una gran edición de su obra, sino una buena promoción y distribución de sus obras. (…)

Para autores que aún no han publicado con nosotros: (…)

En esta nueva edición tan solo te tarifamos los libros que nos demandes, que en la primera tirada han de ser de un mínimo de 50 ejemplares que puedes quedarte para ti o ponerlos al servicio de nuestros distribuidores para su comercialización en diferentes librerías. (…)

Todos nuestros autores, que ya ha publicado al menos un libro con nosotros, gozan de una edición gratuita en su segunda obra, en la que también queda incluida su distribución. ¿Edición de segunda obra gratis y distribución gratis? Interesante sería conocer el modelo de negocio, porque los números no me cierran, a menos que en la primera edición se haya “incluido” (léase cobrado) una segunda. (No confundir Edición de segunda obra con segunda edición de obra).

Trabajamos para que todos los títulos publicados por nuestra editorial puedan tener presencia en los diferentes canales de Distribución, como son las librerías físicas y plataformas digitales, facilitándole así al lector la compra de tu Obra tanto en formato electrónico como en formato papel, ya sea con la compra de tu libro en librerías tradicionales como a través de la impresión bajo demanda.

Además de tener nuestra propia distribuidora: http://www.libros.cc/, que ya ha creado alianzas con más de 300 librerías, trabajamos con diferentes distribuidores, como:

– Mares de Libros: se encarga del sur (Andalucía, Extremadura y Murcia)
– Libro Mares: del centro (Madrid, Castilla y León y Castilla la Mancha)
– Terra: Valencia
– Servicio universidad: El norte (Cataluña, Aragón, etc hasta Galicia)
– Troquel: Canarias

Aquí las cuentas no me cierran en absoluto: las distintas tarifas (están en su web) por publicar un libro de Cultiva Libros van de los 10 a los 500 ejemplares. Si las librerías son más de 300, los 500 ejemplares no dan para dejar en depósito 2 libros por librería. ¿Consideras que el libro se verá en una librería si hay dos ejemplares disponibles? Yo no, y quien conozca cómo funcionan la distribución de libros y la colocación de ejemplares en librerías físicas, tampoco. Es imposible decir que se distribuye en España con 500 ejemplares como base.

 

Por otro lado, me llamó la atención que en el correo se mencionara a Editorial Cultiva Libros, pero en la página de El desván de las letras dicen publicar con Punto Rojo y hay textos en las tres páginas web que son copia-pega de una u otra. (Finalmente, y gracias a un colega, supe que el administrador de las tres empresas es la misma persona; también de otras empresas del sector). Más otras cuestiones que ahora no vienen al caso.

Será que soy desconfiada, pero cuando no hay transparencia en la información pública, lo primero que me asaltan son muchas preguntas, con la incredulidad y la sospecha como bases.

Aunque hay más, de todo y de varios, paro aquí. No quiero ser una pelmaza y extender esta entrada más allá de la paciencia que me puedes tener tú, lector, si has llegado con la lectura hasta este punto.

Resumen: si vas a publicar tu libro con alguna empresa de coedición o autoedición, asegúrate de saber en qué consiste cada uno de los procesos que se comprometen a realizar, por escrito y firmado por ambas partes. Ratifica una y otra vez —todas las que hagan faltas— cuál será la distribución real de tu libro impreso y una vez publicado el libro corrobora que está en las librerías que la editorial dice que está.

Ya termino: un refrán muy utilizado en mi país de origen, versa “Cuando la limosna es grande hasta el santo desconfía”. Pues eso.

 

Edición 2030: ¿una odisea lectora?

(*) Por confidencialidad con las fuentes de información incluyo el texto y no captura de los correos electrónicos. Los textos están copiados de los correos y pegados tal cual, con sus consiguientes errores y erratas.


Por favor, no me escribas preguntando mi opinión sobre tal o cual editorial, si la recomiendo o no, o cosas por el estilo. No contestaré tu correo, ya que mi parecer respecto a estas empresas que imprimen libros queda patente en estas líneas y otras entradas de este blog.


 

    193 Comentarios

  1. Yo soy editor, Mariana, y lamento mucho que a los autores se les tome el pelo con estas historias. Y es que en muchos casos el (lícito) anhelo de publicar les lleva a recurrir a cualquier cosa, del mismo modo que los refugiados recurren a las mafias para intentar llegar a su destino. Y a menudo les ocurre lo mismo que a estos, es decir, que les timan porque, evidentemente, no existe el paraíso prometido.
    Entiendo que haya alternativas a la edición convencional, como la autopublicación y la coedición, pero los autores deberían pensar que si las editoriales “convencionales” existimos es por algo. Aunque no me extraño. Hay editores que despotrican con lo cara que es la distribución para las editoriales (que lo es, en eso estamos casi todos de acuerdo), pero no se paran a pensar que sin la distribución ni siquiera existiríamos.
    En resumen, se puede innovar y se pueden ajustar números, pero todos los procesos que llevan a poner un libro en el mercado son necesarios y por tanto alguien los tiene que llevar a cabo, pagar, sufrir… o las tres cosas.
    Enhorabuena como siempre, Mariana, por tu magnífico post.

    Carlos Yáñez

    7 Septiembre, 2015

    • La distribución de libros es un tema complicado, es cierto que muchos editores (la gran mayoría con los que hablo) se quejan de la distribución, por el porcentaje que se llevan del PVP del libro, porque no les colocan los libros en las librerías, porque no sirven los libros a tiempo, etc. Pero así funciona el mercado del libro y, de momento, no hay visos de cambiar.

      Por ello es importante que los autores conozcan cómo funciona el sector editorial para que no les vendan gato por liebre, que no les prometan que su libro estará en grandes cadenas de librerías porque muchos se imaginan su libro expuesto en la librería física y luego no es tal. Si ya es difícil para una editorial tradicional lograr una (buena) distribución de sus libros, más para un autor, y esto considerando que las distribuidoras no quieren trabajar con pequeñas editoriales que no poseen suficiente volumen de libros ni con autores independientes. También es fundamental leer la letra pequeña o comprender con claridad los apartados de distribución de las web de las editoriales de coedición o autoedición. Al final, será la distribuidora quién decida si quiere los libros de un autor, en función de la promoción que haya hecho el autor, la visibilidad que haya conseguido y si alguna librería solicita tener libros de ese autor.

      A mí lo que me chirría es cuando la información no es clara: lees en un correo un cosa, luego encuentras un dato por otro lado que no se condice, me escriben autores pidiendo consejos sobre qué hacer porque han publicado con estas empresas y quieren finalizar el contrato y hasta demandarlos, porque les dijeron una cosa y ahora hacen otra. Es cierto que una gran responsabilidad es de los propios autores; las enormes ganas de publicar hacen que el árbol no deje ver el bosque (lo digo por experiencia personal), más la situación personal de cada uno, que también hay que considerarla (en mi caso, se dio en un momento en el que tenía poco trabajo, época estival, en el extranjero sin entender el idioma, etc.).

      En resumen, que hay que informarse, reunir varias alternativas, y luego decidir qué hacer, con sus buenas y no tan buenas consecuencias.

      Muchas gracias, Carlos, por leerme y comentar. Un abrazo.

      Mariana Eguaras

      8 Septiembre, 2015

      • Yo también estoy teniendo problemas con la editorial puntorojo ,les denuncié por irregularidades, todo son retrasos, y falta de profesionalidad.

        Soledad

        16 Enero, 2017

      • Hola, voy a contar mi caso porque me gustaría conocer opiniones.

        Me puse en contacto con una editorial y entregué mi obra. Me pasaron un presupuesto. 2.000 Euros que debía pagar yo y me entregaban 200 libros para que me los vendiera y poder resarcirme de lo que había pagado. Ellos se quedaban con otros 200 para distribuirlos. Llegué a decir que sí puesto que quería que mi novela saliera al aire. Pero me llamaron para firmar un contrato y ahí vino mi asombro y lo que consideré un abuso. Lo que más claro quedaba en el contrato era la palabra pagar yo los 2.000 Euros. El resto, poco a poco lo fui descifrando. Los derechos de autor eran de ellos durante dos años. Trescientas descargas de e-book todas suyas. Tenía que ceder los derechos de traducción, etc. etc. etc. Dije que no. Que si yo pagaba ese dinero no cedía ningún derecho a nadie. Y ahí ha quedado todo. Mi libro parado. No sé si he hecho bien o mal. Hay veces que hasta pienso que me estoy volviendo demasiado recelosa, pero por otro lado me digo que el mundo está lleno de timos y lucho para que no me timen. Un saludo de Ada

        Inmaculada

        22 Marzo, 2017

        • Personalmente, considero que has hecho bien, Inmaculada.

          Las condiciones que comentas son abusivas, hasta indecentes diría yo.

          Si el autor paga todo la empresa no pude exigir nada a cambio más que la remuneración pactada por los servicios contratados. (Las editoriales tradicionales piden ciertos derechos porque el autor no tiene que poner un duro).

          Saludos, ánimos y éxitos.

          Mariana Eguaras

          22 Marzo, 2017

    • Estamos haciendo un trabajo importante en un grado superior de formación profesional y necesitamos ayuda con algunas preguntas.
      -Cómo les llega a los autores la confirmación de sus ventas?
      -Cómo se informan de los eventos donde utilizan sus obras?
      -Cómo reciben el dinero de esos eventos?
      Por favor, sería de gran ayuda su respuesta.
      Gracias

      Iker

      16 Septiembre, 2015

      • Eres la tercera persona que me pregunta lo mismo en dos días, así que daré las mismas respuestas:
        — A través de las liquidaciones que la editorial les debe dar a los autores cada marzo o abril con el informe de los libros vendidos el año anterior. Las liquidaciones se hacen en esa época del año porque la editorial tiene que recibir toda la información del año anterior por parte de la(s) distribuidora(s). Sin esa información la editorial no sabe cuánto liquidar en conceptos de derechos de autor. La liquidación, siempre, es sobre los ejemplares vendidos, no los distribuidos o colocados en librerías.
        Considero que las dos preguntas siguientes no están enfocadas al libro sino a otro tipo de obras o bien falta contexto para saber a ciencia cierta qué se quiere preguntar. Así y todo:
        — La editorial debe informar al autor sobre las acciones de marketing que realiza para y con su libro (por ejemplo, si algunos ejemplares serán premio de algún sorteo). Lo ideal es que entre editorial y autor haya una comunicación fluida.
        — Como cualquier otro trabajo, el pago se hace mediante transferencia bancaria o entrega de talón.

        Mariana Eguaras

        16 Septiembre, 2015

        • Yo publique un e book con Autores de Argentina y me dan el informe de descargas mensualmente. Por supuesto, hasta ahi vamos mejor que punto rojo. Pero en tres meses… solo 6 descargas? Supuestamente esta en 70 plataformas, amazon y con un precio mas que accesible. No tengo forma de corroborar si es cierto o no. Ellos tramitan el ISBN por lo tanto manejan como quieren todo. Ademas, por supuesto, nunca responden los mensajes y reclamos. Todo es tardanza y mala educacion. Al comienzo cuando tuve que pagar para la edicion eran maravillosos y rapidisimos. No crean nada. Yo tambien me siento estafada y decepcionada.Una truchada estas “Editorialitas de cuarta”

          gaby

          12 Febrero, 2017

      • A mi me contaron una milonga y los denuncie,punto rojo dijo una cosa y esta haciendo otra,estoy a la espera del juicio,se saltaron una cláusula y otras cosas que no se están cumpliendo,es vergonzoso que juega en así con la ilusión de alguien.

        Soledad

        27 Enero, 2017

        • Yo también trabajé con Punto Rojo y fue de las peores experiencias de mi vida. No llegué a juicio pero por los pelos. A base de reclamaciones y de pelear medio conseguí que cumplieran lo pactado. Una vez que tienen el segundo pago, olvidaté de que te echen cuenta. El trabajo, si quieres que salga bien, lo tienes que hacer tú. Son más una empresa de marketing que otra cosa, nada que ver con el mundo editorial.

          Federico

          23 Marzo, 2017

    • Perfecto, Carlos. Recurramos, pues, a las editoriales clásicas y ofrezcamos nuestro libro. Eso es lo que he intentado hacer durante más de un año, enviando el manuscrito o sólo la sinopsis; incluso lo he enviado a una lista de agentes literarios. La inmensa mayoría no se ha molestado ni en contestar. Los que sí lo han hecho, ni siquiera han leido el libro, estoy convencido. Ahora pensarás: normal, éste será uno más de esos aficionados que cree que sabe escribir. Bueno, pues te diré que en mi caso se trata de una novela histórica de 620 páginas, sobre un tema sobre el que me he estado documentando durante años. No se trata de una novelilla de sentimientos ni una historieja personal, sino un trabajo importante. Pero es que, además, yo sí que entiendo de sintaxis. Créeme, trato de ser objetivo: mi obra es interesante, y tanto la idea central como la época no han sido explotadas literariamente. A priori, esto habría de resultar atractivo para un editor, pues entiendo que, como todo negocio, busca algo que pueda venderse. Siendo esto así, no entiendo por qué no he recibido contestación; ni siquiera demandas de mi manuscrito cuando tan sólo enviaba la sinópsis, a pesar de que, te lo aseguro, lo que se plantea en ella resulta muy prometedor.
      Lo siento por los editores clásicos, pero durante catorce meses he estado esperándolos. El resultado ha sido frustrante, no me ha quedado más remedio que recurrir a una de esas empresas de coedición que tanto denostáis Mariana y tú. Lo digo con tristeza.

      Antonio

      Antonio Burgos Peñasco

      11 Enero, 2016

      • Hola, Antonio:

        La empresas de coedición o autoedición, siempre que no te quieran vender gato por liebre, no son ilegítimas. El tema está en que mucho autores caen en la cuenta de las condiciones de la contratación y algunas restricciones después de haber publicado con este tipo de empresas.

        El autor siempre puede publicar por su cuenta, conservar todos los derechos patrimoniales, imprimir ejemplares, publicar en digital, etc., etc. sin necesidad de una empresa de este tipo que, en la gran mayoría de los casos, no es más que una imprenta, e imprentas online hay a patadas.

        un ejemplo práctico: si el autor publica por su cuenta tiene derecho a tener los archivos originales en los que se ha maquetado y diseñado en su libro y podrá utilizarlos cuantas veces quiera y como quiera. Yo trabajo así: el autor, empresa o editorial tiene a su disposición todos los archivos originales y puede hacer con ello lo que le apetezca. Por lo general, las editoriales de coedición o autoedición se reservan derechos de copyright sobre ello (aún tengo pendiente documentarme sobre la legalidad de ello). Entonces, el autor paga por un servicio que solo puede utilizar con estas empresas y si luego quiere publicar en otra plataforma tendrá que volver pagar por los mismos servicios a otro.

        Doy fe de que existen editoriales de autoedición o coedición que trabajan bien y con las reglas claras. Si denuesto alguna es porque dicen realizar servicios que no hacen, porque prometen a los autores acciones imposibles dentro del sector editorial o porque les juran que alcanzarán El Dorado cuando no saben dónde está…

        Mariana Eguaras

        11 Enero, 2016

      • No te falta razón, Antonio, aunque me gustaría puntalizar un par de cuestiones.
        No detecto que Mariana menosprecie a las editoriales de coedición, al contrario. Solo pone de manifiesto algunas prácticas cuestionables de ciertas empresas, pues hay editoriales con este modelo de negocio dignas de plena confianza.
        Y, siendo muy sincero, sin ánimo de molestar pero… ¿una novela de 620 páginas de un autor novel y desconocido? ¡Uf! Yo tampoco lo tendría muy en cuenta si recibiera originales en una editorial.
        No dudo de la calidad de tu texto, Antonio, pero ya sabes que una editorial también es un negocio y hay que tener muchos factores en cuenta.
        ¿Ha revisado alguien tu borrador para estudiar si necesitas realmente 620 páginas para contar lo que quieres contar? Porque no se trata tan solo de dominar la sintaxis… se trata de dominar las estructuras narrativas. Corres el riesgo de invertir una buena cantidad de dinero en publicar un libro al que le sobran 200 páginas, por decir algo.
        ¿Te has planteado dividir la novela en dos o tres partes y enviar una propuesta para publicar toda la saga? En caso de que esto no te parezca viable, la coedición e incluso una autopublicación serían mejores opciones. Un saludo.

        Alejandro Quintana

        11 Enero, 2016

      • Hola Antonio. Igual me meto dónde no me llaman, pero te entiendo. Yo también quiero publicar. No me gustan las editoriales de autoedición porque ofrecen un servicio casi tan solo de imprenta. Por suerte, estudié marketing y mi pareja diseño gráfico, así que me puedo servir tan bien como ellos. Lo ideal sería conquistar una editorial tradicional pero ciertamente el mercado del libro está muy saturado y para ellas es un riesgo meterse con una gran inversión y un escritor que nadie conoce. A lo que voy, ¿has pensado en presentarte a concursos? Si ya tienes la obra escrita y de verdad es buena, puede que con un premio respaldándote y una primera publicación se te abran más puertas. Un saludo y mucha suerte con tu proyecto literario.
        Por cierto, Mariana, un post muy útil, enhorabuena.

        Emma Velo

        19 Octubre, 2016

        • te puedo facilitar el nombre de mi editorial la cual es a la antigua usanza,no te cobran nada, solo te piden que vayas a las presentaciones que te busquen.
          Ediciones camelot, mi libro : Historia de tres mujeres.
          Me puedes encontrar en facebokk o en googel+ Esperanza Benyas Caño

          Esperanza Benayas Caño

          5 Febrero, 2017

    • Encantada de leeros. Me voy a presentar, soy escritora novel y tan solo quiero publicar una de mis novelas para niños porque me hace ilusión, no quiero hacerme rica gracias a las publicaciones ni creo que jamás lo conseguiría. Estoy a punto de firmar un contrato de autoedición con una de las “editoriales” que habéis mencionado. No he firmado el contrato aún pero en principio estaba de acuerdo en todas sus cláusulas… hasta que os he leído. ¿Me podríais recomendar una editorial de este tipo seria y legal?

      Muchas gracias por vuestra ayuda

      Pilar

      11 Febrero, 2016

      • Pilar, no recomendamos editoriales de autoedición o coedición, sobre todo para no pillarnos los dedos y porque la gran mayoría —por no decir todas— se limitan a imprimir libro, no a ejercer de editorial como tal. Saludos.

        Mariana Eguaras

        15 Febrero, 2016

        • Claro, es que si ejercieran como editorial te darían el 10% de las ventas. En realidad, de las que dicen que hacen, porque no hay forma de que el autor sepa con seguridad los ejemplares vendidos. Gente que no quiera correr riesgos hay por millares, por eso llegan tantos manuscritos que hay que rechazar, así que volvemos a estar en el principio, y ya que es Mariana quien plantea los problemas le pido una solución ¿qué debe hacer según tú un autor al que no quiere publicar una editorial tradicional?

          Andrés de la Torre

          22 Marzo, 2016

          • Una alternativa es la autopublicación. Tanto la publicación por cuenta ajena (a través de una editorial) como por cuenta propia (autopublicación) tienen ventajas y desventajas para el autor. Si una editorial tradicional no quiere/puede publicar tu libro ¿por qué no hacerlo tú mismo?

            Mariana Eguaras

            22 Marzo, 2016

            • Hola Mariana, muchas gracias por toda la información, me he leído cada uno de los comentarios también para informarme lo máximo posible, gracias a Dios siempre me informo antes de hacer algo serio y no he caído a la trampa. Cuando empecé a escribir Lulu me pareció una gran idea, ellos imprimen el libro y lo venden, y el escritor se queda gran parte del dinero. Pero he leído opiniones negativas, que si se venden libros pero no llega el dinero o que compran libros y no es notificado.
              Entonces lo mejor que veo es publicar tu misma. Pero soy una persona tímida, que no se me da nada bien esto de las presentaciones o ir por librerías… Aunque me gustaría vender mi libro. Pero no encuentro mucha información.
              ¿Para vender en tu página web, aunque sea un libro, tienes que hacerte autónomo?
              ¿Tienes algún post escrito sobre esto?
              Para no hacerte escribir tanto.
              ¿Y cuál es la mejor imprenta en calidad y precio?
              En realidad tengo muchas preguntas, porque soy novata.
              Muchas gracias. No sé como registrarme en tu página no me sale nada para ello.

              Neri

              30 Mayo, 2016

              • Hola, Neri:

                Tengo pendiente escribir sobre la venta de libros a través de una página web, pero aún estoy recopilando información, así que de momento no encontrarás información al respecto aquí, sí en Internet. Comentarte que necesitas una tienda online y formas de pago seguras para que los lectores se sientan en confianza de comprar a través de tu web. Y además, están los aspectos legales que no son pocos, como la LSSICE y la LOPD, entre otras.

                Mira esta entrada: Tutorial – Cómo vender artículos en un blog sin tener que montar un e-commerce que tal vez te resulte útil para lo que deseas hacer.

                Ya te he registrado a mi página; gracias por interesarte. Un saludo.

                Mariana Eguaras

                31 Mayo, 2016

                • Gracias, me leeré ese post y esperaré el tuyo. 😉

                  Neri

                  31 Mayo, 2016

    • Pablo Méndez y ediciones vitruvio son una estafa

      Juan perez

      2 Junio, 2017

  2. Un gran post, Mariana, enhorabuena 🙂 Ahora bien… hay algunos autores que realmente necesitan una bofetada de realidad y no les va mal del todo que les espabilen a palos. Lo siento, pero es la conclusión a la que he llegado tras algún tiempo en esto de los escritores indies…

    Yo ya no sé qué decirles, pero parece que tiene más peso para ellos el oro y el moro que les promete una de estas editoriales a los consejos que podamos darles nosotros. Yo, por cierto, tan solo doy tres, aunque con diferentes variaciones según el caso particular:

    1) Asegúrate de que vas a publicar algo que merece la pena ser leído.
    2) Asegúrate de seguir paso a paso el proceso lógico editorial.
    3) Asegúrate de tener una plataforma de visibilidad efectiva.

    Lo demás es cuestión de estar bien informado y decidir una estrategia de publicación coherente con las capacidades de uno, tanto económicas como personales.

    Sigo siendo defensor de las editoriales tradicionales, como Carlos Yáñez, pero también soy consciente de que los autores necesitan nuevos modelos de publicación y distribución. Ardua tarea educacional la que nos hemos propuesto, compañera. Un saludo, gracias por publicar estos artículos apasionantes.

    Alejandro Quintana

    8 Septiembre, 2015

    • Hola, Alejandro:

      Como decía en respuesta al comentario de Carlos, lo más importante es estar informados y contrastar esas informaciones; cuantos más datos mejor. No importa si nos hacen caso a nosotros, a una editorial de coedición/autopublicación o a quien sea, pero nunca hay que quedarse con lo primero que te dicen; hay que aplicar el principio del periodismo: contrastar la información con distintas fuentes. Así y todo, no existe seguridad alguna de que uno no acabe dándose la cara con el contra muro, pero si se tiene información uno puede evidenciar que hay distintos caminos y que el muro en algunos lados en más grande y más duro 😉

      Es evidente que el mercado del libro, en la situación en la que se encuentra y con la abundante producción de contenidos más la baja demanda de libros, necesita nuevos modelos de negocio; el implementado en el último decalustro no deja las rentabilidades de años atrás… Todos los modelos de negocio son válidos, porque son disímiles y acarrean diferente esfuerzo económico y distintas cuotas de cesiones de derechos para un autor. Caso de un modelo de negocio editorial paralelo al tradicional es Megustaescribirlibros.com.

      Un abrazo y gracias por pasarte por aquí y comentar.

      Mariana Eguaras

      8 Septiembre, 2015

  3. Muchísimas gracias por este post. Para mí llega muy tarde. Soy una de las estafadas por una de las “empresas” (por decir algo) citadas. Esperando un abogado de oficio para demanda judicial.
    Me siento fatal. Y como yo mucha gente. Es aberrante e indignante.

    Un saludo.

    Cayetana

    8 Septiembre, 2015

    • Hola, Cayetana. Gracias por compartir tu experiencia (y suscribirte a mi blog 🙂 ).

      Aunque la experiencia que has vivido no sea buena, hay que sacar lo positivo de ella: no volverás a publicar con estas empresas y la próxima vez que quieras dar a conocer un libro analizarás muy bien cómo y con quién hacerlo. A mí me pasó algo similar y de ello he sacado mucho provecho: conocer a fondo los contratos editoriales, las prácticas dentro de esta parte del sector, cómo rastrear una empresa, agudizar el ojo al máximo y un largo etcétera. ¡Ánimos!

      Mariana Eguaras

      8 Septiembre, 2015

  4. Primero felicitarte por el post y por el blog, me resulta muy útil.
    Yo coedité con Eride y por el momento no han hecho nada ilegal, pero soy nueva en esto y muchas cosas chirrían…

    1) contrato muy ambiguo. En la primera tirada, 100 ejemplares son para venta directa, 200 para distribuirlos yo y otros 200 para la editorial, se supone que para enviarlos a otros autores y hacer reseñas y promoción. Solo tuve una reseña en facebook y regalaron mi libro para tres sorteos.

    2) Pregunto dónde se puede comprar mi libro y me dicen que trabajan con muchas distribuidoras, y cada una de ellas con muchas librerías, así que es imposible localizar esos 100 ejemplares.

    3) Me cobran por una corrección que no necesitaba y encima no la hacen bien. (300 euros, aunque como es coedición solo paga el autor la mitad)

    4) De “mis” 200 ejemplares por el momento 3 tienen defectos bastante gordos, es verdad que en seguida me mandaron otros 3 en sustitución.

    5) A finales de año se supone que la editorial echa las cuentas de lo que se ha vendido, y reparte los beneficios de los libros distribuidos y vendidos pero, ¿hasta qué punto me puedo fiar?

    Podría seguir, pero solo quería preguntaros si esto es normal o simplemente son unos cutres, y si se puede denunciar de algún modo.
    ¿Algún consejo?

    Audrey

    8 Septiembre, 2015

    • Hola, Audrey. Te respondo siguiendo el orden de tu comentario:

      1) 100 ejemplares para distribución no alcanza a cubrir un provincia y depende cuál. Lo habrás leído en la entrada. Entre 100 libros para venta y 200 para promoción es desfase de números es importante, demasiados para promoción y demasiado pocos para distribución. Como acción de promoción, según lo que dices, es casi nada…

      2) Pídele los nombres de las distribuidoras; si trabajan con muchas, por lo menos que te digan las cinco más importantes con las que trabajan. Luego las llamas y corroboras que así sea.

      3) Aquí no opino porque no conozco el hecho en concreto.

      4) Siempre puede haber algunos ejemplares defectuosos, que se estropean al momento de encuadernar, de embalar los libros, etc. Si repusieron esos tres ejemplares la impresión es bajo demanda o bien sacaron 3 de los 100 que están destinados a venta directa. Ninguna imprenta offset pone en marcha toda la maquinaria, con el coste que eso tiene, por 3 ejemplares.

      5) Las liquidaciones, por lo general, se hacen en marzo, cuando la editorial ha recibido toda la información del año anterior por parte de la(s) distribuidora(s). Sin esa información no sabe cuánto liquidarte en conceptos de derechos de autor. La liquidación, siempre, es sobre los ejemplares vendidos, no los distribuidos o colocados en librerías.

      Ahora pregunto yo 🙂 ¿Cobras la totalidad del precio de tapa del libro, menos el descuento de la distribuidora, o también la editorial retiene un porcentaje del PVP del libro? Interesante sería conocer el contrato editorial que has firmado; muchos suelen tener tantas incongruencias y omisiones que hasta se puede solicitar la nulidad de estos porque incumplen la Ley de Propiedad Intelectual.

      Saludos y muchas gracias por contar tu experiencia y comentar.

      Mariana Eguaras

      8 Septiembre, 2015

      • Gracias, Mariana,

        De los libros que se distribuyen, una vez descontados los gastos la editorial se lleva el 50% y yo el otro 50%. Si quieres te puedo mandar los términos del contrato, a mí en su día me parecieron bien pero visto lo visto creo que pequé de novata.

        Audrey

        9 Septiembre, 2015

        • Si realmente solo te han cobrado la mitad de los servicios editoriales que realizaron a tu libro esos porcentajes tienen sentido. Caso contrario, si has pagado tú el cien por cien de los servicios, no. Es como dice Alejandro: por lo general, estas empresas no pierden dinero, porque no arriesgan ni apuestan por tu obra; apuestan por el cliente.

          Por ejemplo, entre mis colaboradores y yo realizamos todos los servicios editoriales necesarios para editar y publicar un libro (hasta la impresión de ejemplares mediante una imprenta), cobramos por los servicios efectuados y, por supuesto, no reclamamos ni retemos ningún derecho sobre el trabajo o sobre el libro acabado. No ofrecemos distribución y venta del libro porque es una quimera: es inaccesible llegar a una distribuidora y más a las librerías físicas que ya están saturadas con las novedades de las editoriales tradicionales. Para que un libro esté en las librerías online el autor tiene muchas herramientas a mano y puede hacerlo por su cuenta, controlando en todo momento las ventas de sus libros y prescindiendo de liquidaciones por parte de las editoriales de autoedición.

          En este punto es de donde vienen mis críticas: no pueden prometer distribución en librerías físicas porque en realidad no cuentan con ella. Por otro lado, ayer he visto que alguna editorial ha cambiado su apartado de Distribución y aclara que no pueden garantizarla porque, al final, depende del distribuidor si quiere distribuir tu libro.

          Mariana Eguaras

          9 Septiembre, 2015

    • Audrey, voy a dar mi versión particular sobre tu Punto 3, si se me permite.

      Un libro siempre necesita al menos una corrección. No puedes saltarte este paso, por muy bien que escribas. No me vale que seas licenciada en filología hispánica: un texto precisa como mínimo cuatro ojos antes de ser publicado. Tu libro SÍ necesitaba esa corrección.

      Ahora bien… ¿crees que cualquier editorial de autopublicación, la que sea, tiene beneficios de los libros que vende? No van a arriesgarse a no vender y tener pérdidas… con lo que tú les has pagado ya viven. Olvídate de que has pagado esa corrección a medias, has pagado 300 € para que un becario le pase el autocorrector a tu texto.

      Lo siento, Audrey, pero la editorial es la única que ha hecho un buen negocio con esta autopublicación. Igual dentro de un tiempo les estás comprando los ejemplares que no se han vendido y ocupan espacio en algún almacén. Esto va así. Haz caso de Mariana si vas a denunciar lo que sea. Un saludo…

      Alejandro Quintana

      8 Septiembre, 2015

      • Gracias, Alejandro. Estoy de acuerdo en que siempre se necesita una corrección externa por mil motivos, de hecho yo tengo mi propio equipo de correctores (aparte de mí misma, que bastante exigente soy) y me pareció bien que la editorial la hiciera en paralelo. Ahora bien, que me devolvieran mi texto mal corregido sin dar explicaciones me parece, por decirlo suavemente, poco profesional. Pero conozco otros autores a quienes la misma editorial les ha publicado con constantes faltas de ortografía, por lo que me considero una persona con suerte.

        Audrey

        9 Septiembre, 2015

        • ¿Y no has visto libros de editoriales tradicionales con faltas de ortografía? ¿Sabes si los autores que mencionas han pagado por la correción del libro?
          Me imagino que si has publicado por tu cuenta es porque la editorial tradicional no te ha aceptado, en ese caso, contrata los servicios de los muchos profesionales como Mariana que pueden dejar tu libro con un acabado profesional, pero claro, eso te cuesta un dinero.

          Andrés de la Torre

          22 Marzo, 2016

          • Sí que hay libro con faltas de ortografía y otras más graves, sobre todo libros de grandes grupos.

            Quien autopublica no lo hace necesariamente porque una editorial lo ha rechazado: tengo clientes que han publicado con editoriales tradicionales y por su propia decisión están publicando por su cuenta.

            Hoy por hoy es más fácil que nunca publicar y depende del autor la calidad con la que lo haga, ya sea contratando servicios o exigiendo a la editorial unos mínimos.

            Gracias, Andrés, por pasarte por aquí y comentar.

            Mariana Eguaras

            22 Marzo, 2016

  5. BRAVO MARIANA; Bravo por decir la VERDAD sin aguas calientes. Para que veas que el tema de la distribucion no es exigible al libro basta con probar a “vender” cosas de 2° mano en fnac; segundamano o wallapop. Te dicen exactamente lo mismo pero acabas ocupandote tu de distribuir el ejemplar; sin embargo ese ahorro no te lo repercuten en su comisión. Mis felicitaciones a quienes como tu o Schavelzon cuentan la auténtica realidad del libro; un abrazo!

    makertan

    8 Septiembre, 2015

    • Gracias por tus palabras, Miguel 🙂 Cuando tenga club de fans te nombro miembro honorable 😛 ¡Abrazo!

      Mariana Eguaras

      9 Septiembre, 2015

  6. Excelente entrada. Llevo un tiempo mirando este tipo de empresas y volveré a revisar lo que me han dicho teniendo en cuenta tu post 😉

    Michelle

    8 Septiembre, 2015

    • Revisa y pregúntales todo lo que no te acabe de quedar claro, Michelle. Mejor prevenir que curar.

      Mariana Eguaras

      9 Septiembre, 2015

  7. Hola, Mariana. Te seguimos siempre que podemos y una vez más tenemos que agradecerte y felicitarte por el interés y la utilidad de tus artículos. Nos parece fundamental que se denuncien todas las situaciones de abusos, que cada vez parecen más frecuentes (a nosotros también nos llegan bastantes escritores que se sienten defraudados y timados por editoriales que utilizan una letra demasiado pequeña), así como aquellas que pretenden aprovecharse de las ilusiones y el desconocimiento de tantos y tantos escritores que sueñan con publicar, sea como sea.

    Por supuesto, como bien apuntas, existen editoriales de autoedición que se parten (nos partimos) la cara a diario por hacer las cosas bien, por ofrecer una alternativa a quienes no pueden entrar en los circuitos de la edición tradicional, por ofrecer soluciones y servicios de calidad a quienes los demandan, por explicar las cosas como son, con la máxima claridad que podemos y sin letra pequeña…

    La diferencia, según la vemos nosotros, está en tener el signo del dólar en los ojos o trabajar motivados por una pasión auténtica por los libros y la escritura como lo hacemos nosotros. Por supuesto, si tienes un mínimo de valores personales, hay ciertas cosas en las que no puedes caer si quieres dormir tranquilo.

    En definitiva, gracias por aportar tanto. Un saludo afectuoso.

    mundopalabras

    10 Septiembre, 2015

    • Hola, Berta:

      Gracias por contar tu experiencia y, en especial, hacerlo también desde el lugar de una editorial de autoedición. Sé de primera mano que hay editoriales bajo este modelo de negocio que trabajan muy bien y los autores están muy contentos con el trabajo realizado.

      También conozco (porque un exempleado me lo dijo, y le creo) que una empresa de estas características tiene como objetivo conseguir un mínimo de 20 libros nuevos al mes por empleado, sin importar la calidad, la temática de la obra, nada de nada; se establece a cada trabajador el objetivo de conseguir esos 20 libros sea como sea.

      Frente a este panorama, sucede como en botica: hay de todo.

      Gracias por leerme y comentar. Un abrazo.

      Mariana Eguaras

      10 Septiembre, 2015

  8. Yo mandé mi novela a una supuesta editorial “que admitía originales para su evaluación”, después recibí una propuesta de publicarla, me salía por mas de 1000 € 150 páginas, pero lo más gracioso es que hacían una PRESENTACION, siempre que en la misma se vendieran 50 ejemplares!!!

    Creo que es una exigencia inadmisible y prácticamente imposible.

    Ni les contesté…

    Peli-Roja

    10 Septiembre, 2015

    • Si se realizan todos los servicios editoriales, los mismos que aplica —o debería aplicar— una editorial, como ser una corrección de estilo, una ortotipográfica, maquetación profesional, diseño de cubiertas, versión digital del libro, revisiones varias e impresión de ejemplares, el precio es adecuado y hasta incluso bajo. Hay que ver cada obra en particular: hay obras muy bien escritas y otras que son tan malas que no hay corrección que la mejore; directamente, necesitan reescritura; otras hacen sangrar los ojos al leerlas de lo mal maquetadas que están… Cuanto más añadido de calidad tenga una obra, más procesos, más caro será su coste.

      Dicho lo anterior, en el caso que comentas, estas empresas exigen la venta de X los ejemplares para asegurarse una ganancia extra, porque la empresa ya gana con lo que tú has pagado. Has abonado los servicios editoriales por el trabajo que ellos han realizado sobre tu obra para transformarla en libro. Hay algunas que piden a los autores la garantía de vender 100 libros en las presentaciones; más difícil aún. En este caso, el autor por su cuenta puede encargar la impresión de 50 o 100 ejemplares y venderlos por su cuenta, sin exigencia alguna, a su ritmo y dentro de sus posibilidades. En la mayoría de los casos, trabajamos así con los autores y ellos establecen las pautas.

      Muchas gracias por visitar este blog y comentar.

      Mariana Eguaras

      10 Septiembre, 2015

    • A mí también me pusieron cuotas pero de público. Si se supone que la promoción la hacían ellos y el local de la presentación era suyo, ¿por qué tiene que garantizar el autor la asistencia de 20 personas mínimo?
      Lo mismo, por cierto, pasó en la feria del libro de Madrid: sólo podías ir a firmar libros si te comprometías a vender al menos 15 ejemplares porque “los gastos de una caseta son muy elevados”. Al final, en esa caseta había 5 autores (!!!) firmando a la vez, y la editorial en la tarde que estuve yo practicamente solo vendió los libros que firmamos nosotros, y bien que nos lo curramos.

      Audrey

      10 Septiembre, 2015

    • Peli-roja, habría que ver más en detalle las condiciones de edición y publicación, pero a priori no me parece ninguna barbaridad lo que esta editorial proponía.

      Escucho demasiado a menudo, casi a diario, quejas infundadas sobre lo injustas que son las editoriales. Qué fácil es acusar a diestro y siniestro de injusticias, de abusos. Pocos autores son capaces de mirarse el ombligo y reconocer que no tienen ni idea de muchas cosas.

      Por ejemplo: cuando una editorial “admite originales para su evaluación”, necesitas saber que es una editorial de coedición. Decidiste no seguir adelante, pero por unas condiciones que te parecieron abusivas. Si hubieras tenido una estrategia de publicación, ya ni les habrías escrito. Un saludo.

      Alejandro Quintana

      11 Septiembre, 2015

  9. Es normal que los autores que empiezan sueñen con vender miles de ejemplares y se dejen engatusar por palabras amables, sobre todo cuando no tienen ni idea de cómo funciona este mundo. Como sabes, en verdad yo prácticamente acabo de empezar, y también estuve tentado con mi primera novela a caer en la trampa de la coedición. Una supuesta editorial de las serias me pedía 2.500 euros para una primera edición. Es posible que fuera una propuesta seria, pero a mí me pareció una exageración y decidí que si tenía que pagar por publicar, me publicaba yo mismo. Y eso hice. Está claro que la distribución es un obstáculo enorme, pero también lo está que de todos los libros que llegan a las librerías con sello editorial un porcentaje altísimo acaba siendo destruido.

    Hay muchos autores que creen que por tener su libro en las estanterías de las librerías venderán cientos, miles de ejemplares, y caen en la trampa de los cantos de sirena de la coedición. La pura realidad es que sólo se venden libros si el/la librero/a lo recomienda o si hay detrás una buena promoción, cosa que no existe con esas “editoriales” (me consta que emepé, donde trabaja Berta Carmona, es una grata excepción). De hecho, ni siquiera publicar con las tradicionales lo garantiza. La cantidad de novedades que llegan al mercado es tanta, que publicar sólo le garantiza al autor acabar teniendo en las manos su libro en papel. Pero qué te voy a contar que no sepas.

    Total, que yo he decidido seguir apostando por la autoedición y la autopublicación, y aunque continuaré teniendo el hándicap de la distribución, estoy contento porque he conseguido “convencer” a unas cuantas librerías amigas, repartidas por varios puntos del país, donde sé que a mis libros los miman, los recomiendan a sus clientes y cuando se les acaban me piden más. El otro día incluso me hizo un pedido una librería que hasta ahora no los había tenido.

    También hay las que no quieren saber nada de los autopublicados (cada vez menos, ya que se van reduciendo los prejuicios de los lectores) porque ya están lo bastante saturadas con los títulos que llevan sello editorial, pero ya no me preocupo por ello. Opino que los escritores deben olvidarse del objetivo comercial; quien quiera ganar dinero se ha equivocado de oficio. Ello no significa renunciar a vender sus obras, sino centrar la atención en hacer un buen trabajo, el mejor posible. Sólo así habrá una pequeñísima posibilidad de construir una carrera sólida, también comercialmente, ya sea publicando a través de editorial o de forma independiente.

    Muy buen artículo, como siempre, Mariana.
    Un abrazo.

    Benjamín Recacha García

    11 Septiembre, 2015

    • Benjamín, qué voy a comentar yo que no hayas comentado tú 🙂

      Gracias por pasarte por aquí y contarnos tu experiencia, que es de gran utilidad para los autores, ya que tú estás en su acera. Un abrazo.

      Mariana Eguaras

      11 Septiembre, 2015

    • Amén, hermano… has expuesto punto por punto la razón de ser del autor indie. Como dicen en publicidad, se puede decir más alto, pero no más claro. Un saludo.

      Alejandro Quintana

      11 Septiembre, 2015

  10. En resumen, cuando hay cadáveres siempre aparecen buitres.

    Lo que quiero decir, es que yo (autor) acabo mi primera novela y estoy muy ilusionado, como soñador que soy, deseo que todo el mundo la conozca. Internet está repleta de gente ofreciéndome caramelos, y mis familiares y amigos quieren leerme. Así que me informo engañándome a mí mismo y haciendo la vista gorda a lo que no me gusta. Pero sólo tenemos derecho a equivocarnos la primera vez. Caer en algo similar dos veces nos repercute incluso como escritor.

    Llevo cinco libros escritos. Y después de caer en una estafa similar a la que describen los autores en comentarios anteriores, he cambiado el chip. Como amo mi sueño y mis libros, no se los entrego al primero que pasa. Quiero lo mejor para ellos, y no me importa que mis proyectos esperen en un cajón hasta que algún día aparezca su príncipe azul.

    A la conclusión que llegué, siendo lo más escueto posible, es que antes de autopublicar para poder ofrecer en papel mi trabajo a familiares y amigos (porque realmente sólo lo leerán ellos por mucho que prometan estas editoriales, y no todos lo harán), vale la pena buscar una imprenta profesional, que las hay, e imprimirme los ejemplares que desee. Ofreceré lo mismo, ganaré más dinero y arriesgaré menos, sin contratos de por medio ni medias tintas. Lo digo desde mi experiencia.

    Fijaos en algo insultantemente obvio: En caso de que contrates una corrección (a veces incluso mala), tu libro autopublicado jamás tendrá la calidad de un ejemplar maquetado y corregido por una editorial tradicional. Sin embargo, el precio de venta será tan alto como el de un autor famoso. De hecho, la primera cifra de p.v.p. que me ofrecieron según su estudio alcanzaba los 35€. Ese fue un aviso de que quien me estaba ofertando la autopublicación era un chapuzas, por no llamarlo de otro modo.

    Ahora escribo, e ignoro el tema de la autopublicación. Los casos que he conocido son buitres que se alimentan de nuestro trabajo y nuestros sueños. Valorémonos más como autores y no desesperemos por no ver nuestros trabajos en liberias. Todo se andará. Paciencia y lo más importante, no dejemos de escribir. Como mucho, autopubliquemos directamente nosotros en Amazon y/o Casa del Libro, publicitémonos en facebook, twitter, etc, y a ver qué pasa.

    Gerard C. Boix

    11 Septiembre, 2015

    • Hola, Gerard:

      Muchas gracias por pasarte por aquí y comentar. Prácticamente todo lo que dices es lo mismo que yo le comento a los autores cuando me preguntan por este tipo de empresas.

      A mí me ha pasado como a ti y de esa experiencia aprendí más que lo que perdí, te lo aseguro. A veces, el peor enemigo es uno mismo y nuestras ansiedades…

      Si una editorial no ofrece un diferencial, valores extras, frente a la autopublicación, es mejor esperar o apostar por esta última. Y, efectivamente, hay imprentas que producen libros con muy buena calidad (varios de los autores con los que he trabajado imprimen los libros por su cuenta; tengo ejemplares que atestiguan la calidad de los mismos) que luego el propio autor vende, reteniendo para sí el total de las ganancias.

      Saludos.

      Mariana Eguaras

      11 Septiembre, 2015

  11. Un bombazo de artículo, Mariana. Felicidades por tu valentía y tu sinceridad.

    Yo había oído en varias ocasiones acerca de este tipo de timos, porque en realidad es el nombre que merecen, pero nunca me preocupé por ello porque desde el principio tenía claro que quería autopubica mis libros.

    Lo curioso es que desde hace algún tiempo, algunas editoriales han empezado a ponerse en contacto conmigo para tantear la posibilidad de publicar con ellos. En ninguno de esos casos he lanzado las campanas al aire. Siempre les he dicho: “Estoy muy a gusto con la autopublicación. Si queréis que publique con vosotros, ¿en qué condiciones sería?”. Y entonces te remiten a su página web, donde cuentan todo eso de lo que hablas en tu web. Ése es siempre el final de nuestra conversación.

    Ahora también entiendo, después de leer este párrafo:

    “También conozco (porque un exempleado me lo dijo, y le creo) que una empresa de estas características tiene como objetivo conseguir un mínimo de 20 libros nuevos al mes por empleado, sin importar la calidad, la temática de la obra, nada de nada; se establece a cada trabajador el objetivo de conseguir esos 20 libros sea como sea.”

    por qué hay tuiteros que se ponen en contacto conmigo para hablarme de las bondades de esta o aquella editorial y decirme que están interesados en mi obra, que me ponga en contacto con la editorial y que diga que voy de su parte.

    Hasta ahora no he picado, y tu artículo me reconforta y me arranca una sonrísa porque conmigo no lo han conseguido 🙂

    Voy a hacer como tú y acabar mi comentario con un refrán: en cuestión de publicación, lo tengo muy claro: el buey solo bien se lame

    Felicidades de nuevo por el artículo. Eres valiente y ayudas mucho al escritor. Gracias.

    Ana Bolox

    11 Septiembre, 2015

    • Gracias por tus palabras, Ana. Cuando tienes visibilidad y se habla de ti en las redes es lógico que te lleguen propuestas de publicación. Las editoriales y empresas siempre quieren autores mediáticos, y si además ya tienen lectores, mejor que mejor.

      Un abrazo. Gracias por seguir leyéndome y comentar 🙂 ¡Me encantan los refranes!

      Mariana Eguaras

      12 Septiembre, 2015

  12. ¡Excelente artículo, Mariana, te felicito! Como escritor, me interesa conocer experiencias y opiniones de aquellos que llevan más tiempo en este hermoso oficio. Aprovecho a agradecer a Anxo Do Rego por el link. ¡Saludos!

    Patricio Milad

    12 Septiembre, 2015

    • Gracias, Patricio, por pasarte por el blog. Y a Anxo por la recomendación 🙂

      Mariana Eguaras

      12 Septiembre, 2015

  13. Hala, Mariana
    Has escrito un artículo que debería leer toda la comunidad de escritores.
    Hay una asunto que quisiera transmitir, y que creo que es importante. Cuando un autor decide autopublicar, tiene que tener claro que le toca todo el trabajo, que la editorial de autopublicación es, por decirlo de alguna manera, solo una imprenta. Yo lo hice con Círculo Rojo, y todo lo que tú mencionas es cierto. Pero yo contraté sus servicios con la conciencia de que me tocaba todo el trabajo y solo aproveché los marcapáginas, que venían incluidos en el precio, porque el resto de lo que ofrecen es nada, vacío absoluto. Si se lee el contrato con atención, se advierte enseguida. La nota de prensa que ellos envían la tiene que redactar el autor, la sinopsis, el booktrailer es tan malo que si uno mismo, con 4 fotos y el Movie Maker se produjera uno, parecería una superproducción de Hollywwod al lado del de ellos. Vamos, que si quieres autopublicarte, tienes que concienciarte de que lo que contratas es una imprenta, y olvidarte del oro y el moro.
    Pero también me han contactado 4-5 editoriales “tradicionales”, y el diálogo es sitemáticamente el mismo:
    —¿Cuantos libros me publicarían?
    —500
    —¿Y con qué estrategia de venta cuentan?
    —Tenemos distribución en toda España.
    —No pregunto por la distribución. Dejar libros en librería es fácil, tan fácil como que el libro de un desconocido acabe en la peor estantería. Además con 500 libros, ¿cuántos vais a dejar por librería ¿1 o 2? Dime cuál es vuestra estrategia de promoción y venta. La distribución es solo el camión que reparte libros.
    —Bueno, tenemos las redes sociales.
    —¿Qué! ¿Redes sociales? Si sois invisibles. En twitter tenéis 129 seguidores y yo casi 5000. En vuestra página de FB tenéis 300 me gustas y yo 3000. Por favor, dime cual es vuestra estrategia de venta.
    —Organizamos presentaciones, mandamos notas de prensa.
    —Vale, ¿Y quién paga los gastos del autor para ir a las presentaciones?
    —Eso lo podemos hablar.
    —Vale. Ahora dime. ¿Puedes garantizarme que venderán los 500 libros? Yo os cedo los derechos si me lo garantizáis. Lo que me interesa es me lean, porque para lo que pagáis al autor…
    —Bueno, garantizar-garantizar, no te olvides que estamos apostando por ti.
    —Yo creo que estáis equivocados. Yo solito, sin distribución ni notas de presas y esas cosas, me he vendido casi 500, ¿Y vosostros no me lo podéis garantizar? No me interesa vuestra propuesta. Soy yo el que no apuesta por vosotros.

    ¿Por qué he escrito todo esto? Porque no hay que escuchar los cantos de sirena dirigidos a escritores ansiosos de ser publicados. Ser publicado es lo de menos. Lo importante es que te lean.

    Un abrazo, Mariana.

    Néstor Belda

    12 Septiembre, 2015

    • Hola, Néstor. Gracias por exponer toda esta información de forma gráfica.

      Creo que si una editorial tradicional está ofreciendo lo mismo que una de autoedición o coedición es que ha dejado de ser tradicional o bien es otra pata del negocio. Caso concreto de ello es Penguin Random House Grupo Editorial versus Megustaescribirlibros.com. La primera es una empresa con sellos editoriales tradicionales y la segunda es de autoedición; la primera no cobra a los autores y la segunda sí.

      Es cierto que algunas editoriales tradicionales, para sobrevivir, se han visto en la necesidad de recurrir a la coedición Autor-Editorial. Ahora bien, si el discurso es el mismo que el de las editoriales de autoedición están fritos, porque las tipificarán como editoriales de autoedición.

      En referencia a lo que comentas de tu caso con Círculo Rojo, es exactamente eso lo que un autor debe asumir: que el trabajo lo tiene que hacer el autor, lo que la empresa te ofrece son los servicios editoriales tradicionales: corrección, maquetación, impresión. La promoción, el marketing, la distribución y la venta corren por cuenta del autor.

      Un abrazo y muchas gracias por contar tu experiencia en mi blog.

      Mariana Eguaras

      12 Septiembre, 2015

    • Bárbaro, Néstor. No podría estar más de acuerdo con lo que has expuesto. Ahora miles de escritores pueden seguir dando palmas con las orejas porque una editorial “seria” les ha ofrecido ese maravilloso contrato. Saludos.

      Benjamín Recacha García

      20 Septiembre, 2015

    • El contenido de este comentario ha sido eliminado para evitar posibles acciones legales contra este blog. Más información.

      Todo llegará, pero a su debido tiempo.

      Un saludo.

      gerard

      26 Septiembre, 2015

      • Todo autor puede realizar los servicios editoriales para publicar su obra (con dispares calidades: zapatero a sus zapatos 😉 ). Si solo te interesa escribir está muy bien que te dediques a ello, Gerard. Pero si quieres que te lean y los lectores descubran lo que escribes tendrás que hacer algún tipo de promoción; tal vez tengas que ver el modo de publicitarte, o si hacer publicidad es la mejor opción. Hay muchos blogs que ofrecen pistas muy buenas de cómo promocionar un libro sin caer en el spam ni resultar pesado; por ejemplo Gabriella Literaria. Si quieres que alguien más que tu entorno cercano te lea es imprescindible darse a conocer y moverse, tanto online como offline.

        Un saludo y muchas gracias por dejar tu comentario en este blog.

        Mariana Eguaras

        26 Septiembre, 2015

    • jajajajaja Si lo que realmente importa es que te lean lo tienes fácil, pon tu libro en formato digital para descarga gratuita, y cuando la gente hable de ti porque les ha gustado, estarás en condiciones de pedir a los libreros que tengan tu libro y lo recomienden. Nunca fue tan fácil ser escritor como ahora, y nunca fue tan difícil vivir de ello.

      Andrés de la Torre

      22 Marzo, 2016

  14. Hola, Suen.

    Lo que comentas del posible plagio es bastante grave, por el plagio en sí y porque de ser así evidenciaría poca profesionalidad por parte de la empresa. En caso como estos es importante tener la obra registrada.

    Puedes contratar los servicios que ofrecen estas editoriales por tu cuenta y hasta incluso algunos con mejoras:
    – todos los servicios editoriales (somo muchos los profesionales que los realizamos para autores independientes).
    – libros impresos en la mitad de tiempo que estas editoriales lo ofrecen (en su contrato establecen que tardan 30 días en imprimir).
    – promoción y marketing: tendrás que hacerlo tú porque estas editoriales no se comprometen a gastar ningún tipo de dinero en publicidad, ni en costear presentaciones o actos (menos estar presente en ellos).
    – cuestiones legales (ISBN, Depósito legal): los puedes sacar por tu cuenta, sin problema.

    Y paro aquí para no hacer el comentario más largo, porque tela para cortar hay mucha mucha…

    Muchas gracias por toda la información que has dejado en este blog. Es de gran ayuda para los autores que están investigando y buscando información, y también para quienes trabajamos en el sector.

    Mariana Eguaras

    19 Septiembre, 2015

  15. El Sr. Alejandro Quintana responde a mi comentario más arriba lo siguiente:

    “Por ejemplo: cuando una editorial “admite originales para su evaluación”, necesitas saber que es una editorial de coedición. Decidiste no seguir adelante, pero por unas condiciones que te parecieron abusivas. Si hubieras tenido una estrategia de publicación, ya ni les habrías escrito”

    Disculpe, pero no estoy de acuerdo con esto. Para empezar, conozco de sobras lo que hay, ya que trabajé durante varios años como LECTORA EDITORIAL en el grupo Planeta. Se lo difícil que es publicar, y tampoco soy una novata que está deseando triunfar y vender a toda costa.
    Mi novela quedó finalista en un premio nacional, lo que quiere decir que mi novela es buena, y que no necesita correcciones,etc… (De sobras conozco la poca calidad de muchos manuscritos). Tampoco creo que un autor tenga que pasarse el día en las dichosas redes para que lo lean.

    Es por eso que me autopubliqué un libro de poemas, sabiendo que la poesía es algo minoritario. Lo maqueté y diseñé yo misma, lo hizo una imprenta y me costó poco.

    Ahora bien, Sr. Alejandro, si alguien anuncia en su web que son una editorial y que “admiten manuscritos” ¿se debe ya desconfiar y pensar que son autoedición? ¿no es eso algo natural en las editoriales? En ese caso mejor no se le manda a nadie y que siga en el cajón, no? ¿Es que no tengo una buena estrategia de publicación? me parece un comentario prepotente por decir algo…

    Y siguiendo con el tema de los anuncios engañosos, me gustaría saber algo de estos “editores”, que para empezar se anuncian como AGENCIA LITERARIA, y me acaban de mandar esta carta.

    “Quisiera en primer lugar agradecerle el envío que efectuó a nuestra Agencia Literaria [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] de su manuscrito …. dado que nuestros lectores profesionales ​han valorado muy positivamente su obra, ​​estamos en condiciones de hacerle una propuesta de edición al respecto.​
    El sello editorial [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales], integrado en el Grupo [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] , tiene por vocación propia publicar autores por cuyo futuro apuesta con entusiasmo: nuevas firmas de las que saldrán los escritores consagrados de años venideros.
    Esta labor [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] la lleva a cabo basándose en toda la experiencia de [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] a cuyo Grupo pertenece. [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] es una prestigiosa editorial (alguna de sus obras ha sido coeditada con Planeta) en cuyo fondo figuran desde autores clásicos (García Lorca, Lope de Vega, Shakespeare, Dostoyevski…) hasta prestigiosos escritores actuales, tanto españoles e hispanoamericanos (Fernando Sánchez Dragó, Álvaro Mutis, Fernando Savater…) como extranjeros (Robert Graves, Ludwig Pfand, Giorgio Agamben…).
    La labor específica de [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] es la de editar, distribuir y promocionar, tanto en España como en la América hispana, obras recientes de nuevos autores, desplegando para ello todos los esfuerzos de promoción que se requieren.
    Muy lejos de las propuestas de autoedición, no es necesario, para publicar bajo el sello [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] , realizar aportación económica alguna. Lo único que se necesita es apoyar su obra con la adquisición de algunos ejemplares.”

    Naturalmente que me huele a chamusquina y a engaño, y mi respuesta ha sido la siguiente:

    “Estimados Sres., no acabo de ver claro su propuesta de publicación. Conozco un poco el tema editorial y no es lo que se espera de una Agencia Literaria.

    No obstante les ruego que me informen sin disfraces de la propuesta, es decir, cuantos ejemplares tendría que comprar y cuanto cuestan. Solo entonces valoraré si me interesa o no.”

    Interesarme no creo que me interese, pero ya puestos quiero saber eso datos por curiosidad.

    Peli-Roja

    26 Septiembre, 2015

    • Peli-roja… a los hechos me remito. Tu propia experiencia debería darte las pruebas. No, no es algo natural en las editoriales el aceptar originales no solicitados. Hay alguna excepción, como por ejemplo que sea una editorial muy nueva. Si sabes algo del tema, deberías saberlo. También deberías saber que existen falsas agencias literarias y también falsos premios literarios. Lo comento por si acaso, aunque parece que ya sabes bastante de todo. Dicho de paso, toda esta información que das en la respuesta podrías haberla dado en tu comentario original. Pero no cambio ni una coma, por prepotente que te parezca. Un saludo.

      Alejandro Quintana

      28 Septiembre, 2015

  16. Disculpe Alejandro, discrepo en eso de que las editoriales no aceptan originales no solicitados.

    Eso es ahora que han llegado a tal saturación (según ellos ya que es también una actitud de moda) que muchos han colocado el cartel prohibido el paso.

    Pero las editoriales incluso las grandes, reciben y valoran o descartan los originales que les llegan. Es su materia prima, sus posibles descubrimientos. Y ESO LO SE POR EXPERIENCIA.

    Peli-Roja

    29 Septiembre, 2015

    • Bueno, Peli-Roja, si lo dices por experiencia por algo será. Por mi parte, solo conozco a un escritor que haya publicado con un contrato editorial enviando su manuscrito directamente a valoración. Por tanto, sé que no es imposible, pero también sé que no es la mejor estrategia a la hora de conseguir publicar. Si conoces el medio para que en una editorial donde hayan “colocado el cartel de prohibido el paso” reciba un original no solicitado y lo valore, seguro que los lectores de este blog te agradecerían unos consejos. O un listado de editoriales donde se acepten manuscritos. Gracias.

      Alejandro Quintana

      30 Septiembre, 2015

  17. Lo siento, no tengo ningún listado. Los lectores de este blog tendrán que hacer como yo y como todo el mundo: preguntar, investigar y buscarse la vida como puedan.

    Peli-Roja

    2 Octubre, 2015

  18. ¿Alguien sabe algo acerca de la editorial Falsaria?, ¿es cierta la distribución que dicen hacer de los libros que publicas con ellos?

    Arenas

    15 Octubre, 2015

    • No tengo información al respecto, tal vez sí algún visitante a la web y pueda aportar datos.

      Mariana Eguaras

      16 Octubre, 2015

    • En realidad Falsaria no es una editorial en sí, es una red social literaria. El concepto me parece muy interesante, puedes subir y compartir contenido de manera fácil y cuanto más publiques obviamente más popularidad y seguidores ganarás. la única pega que le veo es que, a pesar de llevar tiempo funcionando, están un poquito verdes.

      Yo contraté la herramienta de promoción para mi primer libro, hicieron un trabajo muy profesional aunque a nivel de visibilidad me decepciona un poco.

      Que yo sepa, puedes vender tus libros en formato ebook con ellos de manera gratuita y fácil. En mi caso, de hecho, el libro está autopublicado con otra editorial y también se vende en falsaria (por si quieres echarle un vistazo: http://www.falsaria.com/downloads/tatuaje/ )

      Audrey

      16 Octubre, 2015

      • Muchas gracias, Audrey. Estoy habando con ellos para publicar algo, y ofrecen varios pack de autopublicación o copublicación (como lo llaman ellos), e insisten en que su fuerte es la difusión de la obra a través de las redes. Seguiré informándome. Miraré tu enlace. Gracias.

        Arenas

        16 Octubre, 2015

      • Hola
        No sé si he entrado algo tarde al foro pero Falsaria, además de lo que comenta Audrey, sí es Editorial (no sé si en ese momento del 2015 no lo era…). Publiqué con ellos mi libro ‘La última daga’, y mi experiencia es variada: por un lado, como indica Audrey son muy muy profesionales, atentos en todo momento y el libro quedó mejor de lo esperado. Depués el tema de distribución en realidad sí lo distribuyen incluso en librerias fisicas, la trampilla está en que tienes que encargarlo, es decir no está en escaparate. Eso me lo dijeron de entrada pero no deja de ser algo desepcionante. Tampoco yo es que encontré otra cosa. Esto me ha servido para que conocidos puedan encargarla en librerias de su pueblo y bueno, no está mal… lo que si tardan bastante en entregarte.

        Jacinto

        5 Agosto, 2016

        • Nunca es tarde, Jacinto, porque Internet tiene buena memoria 😉

          Gracias por compartir tu experiencia en este espacio.

          Mariana Eguaras

          5 Agosto, 2016

  19. Hola Mariana,

    primero felicitarte por los artículos que publicas que, al menos a mí,me vienen de perlas porque llevo muy poco tiempo como ilustradora y me facilitan mucho el camino.

    Por si le sirve a alguien mi experiencia, te diré que autopubliqué en 2011 un libro ilustrado La Chula de dios “Algo de Jazz”. Impresión offset muy cuidada así como la maquetación, o sea, “a la antigua”.

    De esta aventura, todo menos la distribución fue positivo. La distribución es un mundo a parte que los novatos no controlamos y del que decidí salir cuanto antes. Para resumir te diré que, al final, la realizo personalmente poco a poco, organizo presentaciones en distintas ciudades y aprovecho para dejarlo en las librerías a las que les interesa. También lo vendo online. Podrías aconsejarme algún otro modo de hacerlo?

    Muchas gracias y un abrazo

    Ángela

    18 Octubre, 2015

    • Hola, Ángela.

      Lo que haces para distribuir tu libro es lo que, básicamente, puede hacer un autor independiente: organizar presentaciones, talleres o charlas y conmtactar personalmente con librerías. Sé que es un trabajo de hormiga, pero es el modo que tiene un autor para llegar a las librerías o vender su libro impreso. También es aconsejable realizar acciones de marketing para que los internautas visiten tu página web, descubran el libro y lo compren. Nunca está demás ofrecerlo también a través de CreateSpace para aquellos lectores que no se encuentran en la misma ciudad que tú.

      Muchas gracias por visitar el blog y comentar tu experiencia.

      Mariana Eguaras

      18 Octubre, 2015

  20. Hola Mariana.
    Recientemente una de estas editoriales (babidibu libros concretamente) me ofrecia publicar mi cuento ilustrado bajo unas condiciones que a cada nuevo mail me escamaban mas.
    Se supone que yo no pagaba nada por la publicacion en si, pero me obligaban a comprar los 100 primeros ejemplares de una tirada de 500 al 70% de su precio ( algo mas de mil euros en total) alegando que lo recuperaria al venderlos…no se como voy a colocar 100 libros si yo tengo que venderlos al por menor, ya que la editorial me los vende al mismo precio que los venderia a las librerias. Pero eso si, usando esto como excusa para el pago yo tecnicamente no era coeditar ni nada parecido.
    No dejaban de decirme que estaba obligado a realizar presentaciones en sitios acordado por ambas partes, pero si preguntaba tampoco me decian que ellos buscasen los sitios.
    Y mas cosas que me fueron gustando memos y menos a medida que pedia informacion.
    En fin, a donde queria llegar es que (aunque ya tenia decido pasar de ellos) les pedi una copia de sus condiciones de publicacion y su contrato estandar (para saber cuanto querian engañarme), y me las mandaron.
    Mientras buscaba informacion sobre cuanto de estafa era el asunto, he caido aqui y he visto que estas interesada en echarle un ojo a uno de estos contratos. Si aun te interesa estaria encantado de enviarte el pdf del contrato, pues creo que si alguien con conocimiento del tema como tu hace un analisis objetivo de uno de estos contratos podria ser de mucha ayuda para muchos de nosotros.
    Creo que quede claro que no digo que Babidibu libros sean unos timadores, solo que las condiciones que me ofrecian no me iban sonando bien a medida que las conocia y contrastaba, y decido no comprabar si lo eran.
    Si estas interesada dime una direccion (por aqui o mediante el email que he metido para escribir este mensaje) para que te envie el pdf del contrato.
    Un saludo.

    threepwood

    1 Diciembre, 2015

    • Hola, Threepwood:

      No tengo referencias de Babidibu libros, pero siempre que te queden dudas o no te convenza lo que te dicen o cómo te lo dicen, ponte en alerta. Algunas editoriales utilizan la expresión “ayuda a la edición” para referirse al pago de los servicios editorial por parte del autor o la compra posterior de ejemplares. En definitiva, en muchos casos, no dejan de ser empresas de servicios editoriales o imprentas (ni siquiera editoriales de coedición porque aportar un ISBN no es coeditar).

      Saludos.

      Mariana Eguaras

      2 Diciembre, 2015

    • Buenas.
      Me ha pasado lo mismo con la editorial Babidibu y la verdad tampoco sé si fiarme o no. Si alguien tiene más información sobre ella os agradecería que me lo dijeseis. Yo lo único que he podido averiguar es que tiene relación con Punto Rojo.

      Saludos.

      Carmen

      20 Enero, 2016

      • Obviamente es tu decisión, pero yo tampoco encontré ningún tipo de información, y cuanto más hablaba con ellos mas tufillo tenía todo.
        Me contestaban a los mails casi instantáneamente (incluso cuando envíe mi cuento, sin que casi hubiesen podido tener tiempo ni de leerlo) básicamente evitaban mencionar que yo tenía que pagar ni que ellos no me iban a dar ni un duro en ningún momento durante los emails, solo si yo preguntaba al respecto, y cuando eso usaban evasivas y eufemismos. Solo hablaban de lo bonito que iba a ser todo, y en cuanto dije que no estaba interesado empezaron a escribirme más intentando convencerme. Acabo dándome la sensación de estar hablando con un comercial (lo cual probablemente estaba haciendo) que quería venderme la moto, en absoluto con alguien de una editorial.
        Y hablo con cierto conocimiento de causa pues soy ilustrador y si bien no es lo mismo, salvo casos urgentes extremos rara vez me han contestado las editoriales para las que he trabajado en los 20 minutos siguientes a escribirles yo. E intentar convencerte y decirte que eres la leche y están interesadísimos en ti cuando es lo primero que haces, vamos, eso no lo he visto nunca en una editorial “de toda la vida”. No es que haya tratado con decenas de editoriales ni mucho menos, y además en un campo diferente, pero aún así poco o nada se parecía a mi experiencia previa con estas.
        Mientras no te emociones porque todo suena bonito y maravilloso(que es con lo que juegan, tu ilusión) y preguntes todo y más que necesites saber, si te parece todo bien adelante. Pero sinceramente después de preguntarles enserio no creo que te parezca todo bien. Y a falta de encontrar a alguien más en internet aparte de tu y yo comentando su experiencia con babidibu, yo no me arriesgaría. De hecho no lo hice, xD.

        Threepwood

        21 Enero, 2016

      • Pues yo sí estoy muy contenta con Babidibú. He mandado mi novela a un montón de editoriales, y ni siquiera me han contestado. Voy a publicar con ellos, porque no solo he visto su web y he estado en su sede social, sino que me hablaron de ellos unos amigos ilustradores que estuvieron en la feria de Bologna. Además, he visto que tienen ilustradores y escritores conocidos. Además, he hecho la prueba de pedir uno de sus libros en el Corte Inglés, y efectivamente, lo tienen. Y son preciosos
        Simplemente me planteo lo siguiente: “Si yo no creo que pueda ser capaz de vender 80 ejemplares en las diferentes presentaciones que me van a facilitar, o entre mis contactos…, ¿cómo voy a pedir que cualquier editorial apueste por mi libro?

        Las librerías solo quieren tener lo que el público les pide, y si de verdad creo en mi obra, soy yo la que tengo que apostar por ella hasta que la gente sea la que la demande, en especial, en los colegios, donde ya he empezado a darme a conocer, y donde además, podré contar también con el apoyo de la editorial.

        He visto la cantidad de obras preciosas que tienen en su web, y sobre todo, que están agrupadas por colecciones, según la temática y la edad. Además, solo se dedican a la literatura infantil y juvenil.
        Yo a esto, desde luego, no le puedo llamar autoedición, ni nada que se le parezca…

        Somos escritores noveles, así que gracias a Babidibú libros, los que nos dedicamos al sector infantil, podremos hacerlo.

        Andrea

        22 Marzo, 2016

        • Te deseo de todo corazon que sigas así de contenta con ellos dentro de 6 meses. Y que nos des tu experiencia cuando eso para que vayamos sabiedno de cueles peudes fiarte y cuales son un timo.

          threepwood

          22 Marzo, 2016

  21. Hola Mariana: Sucede ahora mismo en mi país un escándalo sobre un tema de “coautoría” que involucra a un candidato a la presidencia de la república. En concreto, el autor indica que el candidato se ha apropiado de su libro editado en 1999, sin embargo el candidato aduce que se trata de una “coautoría”. La prueba es que existe un libro (editado por la universidad de la cual es dueño) en donde aparecen los dos autores. Pero en el 2002 el candidato hace una reimpresión DIVIDIDA: 1000 libros colocando únicamente su nombre y 1000 libros colocando unicamente el nombre del autor original. Te pregunto, es válido que dos “coautores” realicen luego una reimpresión de libros sin indicar la autoría de ambos?

    Daniel Hurtado Brenner

    6 Febrero, 2016

    • Hola, Daniel:

      No había escuchado un caso como este hasta ahora…

      Creo que habría que remitirse a la Ley de Propiedad Intelectual de Perú y ver si contempla casos como este, o bien remitirse a la jurisprudencia y averiguar si hay sentencias en casos parecidos. Seguro que la ley establece, como la de España, que el nombre del autor debe estar presente en cualquier manifestación de una obra.

      Creería que no se puede hacer esto de dividir la autoría porque, aunque se impriman dos tandas de libros con el nombre de un autor en una y del otro en la otra tanda, la autoría intelectual no puede dividirse; los dos autores siguen siendo los creadores de la obra; el libro no es más que una manifestación, una modalidad, de esa obra.

      Un abrazo desde Argentina.

      Mariana Eguaras

      6 Febrero, 2016

  22. Creo que las Autoediciones son un buen medio para que la gente de a pie, pueda ver plasmados sus escritos, ideas o lo que les plazca en un libro y cumplir así su pequeño sueño literario, por unos cientos de euros. Verse como autores debe ser un placer. Por tanto, el que se siente engañado con el sistema es porque quiere. La Distribución comercial, el Marketing y demás, son otra cosa que solo están al alcance de gentes con más dinero o influencias. Otra cosa es que hay Auto-editoras que lo hacen bastante bien (chapeau) y otras que no son más que un anuncio en Internet. LO mismo ocurre con el Crowfunding.
    De nada.

    Rafael T.Vidal Guadiana

    13 Febrero, 2016

  23. ¡Hola! Leer todos los comentarios de esta entrada es enormemente enriquecedor, pues siempre es bueno aprender de otras experiencias y puntos de vista. Gracias, Mariana, por contribuir y aportar tanto al debate de temas de gran interés. Dado que últimamente detectamos una preocupación notable entre los autores por las malas prácticas y timos procedentes de algunas “editoriales”, nos hemos decidido a publicar este artículo [enlace eliminado por ausencia de link] que quizá pueda ser de vuestro interés. Un saludo y gracias.

    mundopalabras

    25 Febrero, 2016

    • Muchas gracias por compartir el enlace. Todos los consejos de vuestra entrada con muy atinados. Saludos.

      Mariana Eguaras

      25 Febrero, 2016

  24. Nos alegra, Mariana. Y las gracias siempre para ti, por el espacio y por aportar tanto. 😉

    mundopalabras

    25 Febrero, 2016

  25. Sugerencia a los garantes de la cultura literaria “principalmente a las grandes editoriales”
    A un pueblo de progreso se le reconoce por su cultura. En nuestro país las inquietudes literarias son cuantiosas; eso no es perjudicial pues siempre será mejor “la abundancia que la escasez”. El peligro surge con la proliferación de depredadores camuflados en sellos editoriales, conscientes de los anhelos naturales de toda persona que escribe por dar a conocer sus textos. Les ofrecen la publicación de sus libros y unos supuestos movimientos que benefician sus obras, a cambio de una cantidad de € en efectivo, o la compra de X ejemplares de sus propias obras, a precios exagerados para unos autores sin reconocer. Una vez consumado el negocio se olvidan de que tales libros existen en aras de la captación de nuevos ingenuos.
    Las grandes editoriales se mueven en un terreno infranqueable para los noveles. En París existe un Salón de artes plásticas, donde todo creador puede enseñas sus trabajos y los interesados lo visitan con la esperanza de descubrir nuevos talentos.
    Pienso que en España sería de agradecer el que las grandes editoriales se unieran para formar una especie de Salón anual, donde todos tuviesen una primera oportunidad, y de ese modo mostraran que su principal interés consiste en apostar por el desarrollo cultural, y no solo el por los beneficios económicos. Seguramente que sería una publicidad asequible.
    Esta sugerencia lo más probable es que caiga en saco roto, pero al expresar mi percepción me he sentido bien.

    Nely García

    3 Marzo, 2016

    • A las grandes editoriales les interesa, ante todo, un autor que venda mucho; el aspecto literario es secundario (si viene, bien, sino no importa mientras el autor venda). Existen ferias donde los editores van a comprar derechos sobre obras de autores para publicar; también buscan en Amazon autores que publican por su cuenta y tienen éxito. Apostar por el desarrollo cultural no es su principal interés ni su objetivo (esto, cuando mucho, debería ser de las naciones y sus gobiernos). Las editoriales —grandes, medianas y pequeñas, todas— son empresas y, como tales, deben ser rentables. En cómo logran esa rentabilidad está la diferencia…

      Mariana Eguaras

      4 Marzo, 2016

  26. Hola, después de leer tu artículo y todos los comentarios de los lectores, queda claro que hay cierta controversia entre autopublicar y gestionar (por tanto, controlar) todo el proceso de creación del libro o confiarlo a unos agentes externos. Las editoriales defienden su labor y por lo que veo, los particulares hablan desde su propia experiencia. Ahora bien, si uno toma la decisión de que una editorial se encargue del proyecto, debería saber en todo momento que es lo que está contratando. Si otros deciden que se encargarán ellos mismos, ¿qué procesos deberían seguir? Quiero decir, buscar una imprenta, gestión del depósito legal, gestión del ISBN. Particularmente, lo que he hecho yo en primera instancia, es registrar mi obra en el Registro de la Propiedad Intelectual. ¿Podríais explicar los procesos que os menciono? ¿Alguna imprenta seria con la que se pueda trabajar?
    Muchas gracias por adentraros y explicar el “mundo” de la publicación.
    Un saludo a todos.
    Fran.-

    Fran

    13 Marzo, 2016

    • Hola, Fran:

      Coincido al cien por cien contigo en que si se toma la decisión de contratar los servicios de una editorial de este tipo el autor debe saber en todo momento lo que está contratando y, más todavía, en qué condiciones (esto es más importante).

      Si el autor decide llevar a cabo los servicios por su cuenta o contratar algunos —cosa que perfectamente puede hacer— en la entrada Calendario editorial para servicios editoriales encuentras un detalle de los procesos editoriales a seguir.

      Un saludo y gracias por comentar.

      Mariana Eguaras

      14 Marzo, 2016

  27. Hola, se han puesto en contacto conmigo badibidu para publicar, me han dicho que puedo esperar 18/24 meses o adelantar la publicación comprando 100 ejemplares, les he dicho que no tengo ninguna prisa y que podemos esperar tranquilamente, y en un segundo contacto en el que les presente una ilustración de la.persona que va a ilustrar el cuento, han dado por dicho que me publican antes y sin venta por mi parte.
    Puede ser cierto?? Ahora tengo dudas

    Catalina

    22 Marzo, 2016

    • Hola Catalina, soy editor, no nos dedicamos a publicar obras del género de Babidibú que va encaminada a libros infantiles. Pero en una reunión de editores, conocí a la directora de la misma. No recuerdo como se llamaba, pero si contó en aquel congreso, en que consistía su editorial y demás. Decirte que babidibú solo publica tu obra, o al menos eso dió a entender, siempre que sufragues los costes de edición de al menos 100 ejemplares, alegando que es para asegurarse una edición existosa. En cualquier caso y resumiendo babidibú lo que te ofrece es una coedición.

      Samuel

      20 Abril, 2016

  28. ¡Dios, qué desilusionante es para un escritor con aspiraciones leer todo el blog de un tirón, jaja! Pero qué útil resulta… ¡Gracias!
    Tristemente, parece ser que el mundo editorial se rige por parámetros económicos (muy lógico, por otra parte) y no por la frescura de dar a conocer nuevas historias y escritores al público.
    Recientemente recibí una respuesta negativa de una editorial de literatura infantil donde “sus asesores desaconsejaban la edición…” y me sonó a “eres un mindundi desconocido y aunque valoramos tu obra, no sacaremos rendimiento económico al asunto”. Y eso resulta frustrante. Si por lo menos te dijeran qué es lo que no les convence de tu obra al contestarte… Serviría para hacer mejorar un manuscrito.
    Me da la sensación que tanto en concursos como en editoriales, hacen más caso a las notas bio-bibliográficas que al texto en sí. ¿Es alguien ya reconocido? Vale, le prestamos interés. ¿No es nadie? Pasamos página…
    Quisiera pensar que no es así y que algún día valorarán mi trabajo de un mejor modo.
    Sea como sea, aquí os he dejado mi reflexión. Un saludo para todos y pasad una buena tarde.

    El perro loro

    8 Abril, 2016

    • Para que una editorial o profesional te diga qué no les convence de tu obra significa que tienen que leerla y analizarla: esto lo hace una editorial si ve gran potencial con solo leer unas pocas páginas o un profesional si se le paga por el servicio. Es un servicio que se llama informe de lectura profesional.

      Las editoriales son empresas y viven de vender libros, si se dedicaran a dar a conocer nuevas voces y tal y publicaran todo lo que les llega sin velar por los números quebrarían en dos días. Son empresas, no fundaciones 😉

      Por supuesto, alguien conocido tiene más chances que alguien que no lo es ¿Por qué crees que el Premio Planeta, el Nadal, etc. lo “ganan” autores conocidos? Porque un autor con lectores y con seguidores, conocido/famoso, aumenta las posibilidades de venta de un libro.

      Gracias por comentar y dejarnos tu reflexión. ¡Ánimos!

      Mariana Eguaras

      9 Abril, 2016

      • Ahí radica la complejidad. No se valora tanto la calidad de una obra como un nombre. Esto se parece al mercado laboral ordinario donde para tener tu primer trabajo ya te piden experiencia previa. 😀
        Quizá algunas editoriales pidan manuscritos simplemente para guardar las apariencias.
        En fin, un placer contribuir a tu blog. La próxima vez que escriba será ya para deciros que me han publicado algo y para que no se pierda la fe y la ilusión por ello. Bueno, eso que nunca ocurra.
        Como dice un amigo mío, “tú nunca dejes de escribir pase lo que pase”.
        Un saludo y hasta la próxima, si la hay… 😉

        El perro loro

        10 Abril, 2016

  29. A raíz de este artículo, pero sobre todo a los muchos comentarios, tanto aquí como en toda Internet en contra de las editoriales que se esconden tras la coedición, las editoriales tradicionales que practican este negocio han conseguido que se expulse de la Feria del Libro de Madrid a las editoriales de autoedición en 2016.
    Me imagino que piensan que les están quitando el negocio llevándose a los autores, aunque personalmente creo que al menos Bubok, circulorojo, puntorojo, vivelibro, etc. tienen la decencia de decir claramente a lo que se dedican.
    Una vez más han contado con la inestimable complicidad del Gremio de Libreros, que si pudiera, quemaría al mismo Gutemberg por brujo y moderno.
    Luego dirán que la culpa de su situación la tiene Amazon.

    Andrés

    15 Abril, 2016

    • Creo que no conoces muy bien cómo funciona la industria editorial en España. Afirmar que por entradas como estas, o los comentarios que reciben, es el motivo por el cual se expulsa de la feria del libro a empresas de autoedición es no tener idea de lo que se está hablando.

      Mariana Eguaras

      15 Abril, 2016

      • jejejeje tienes razón después de 35 años en la profesión cada día sé menos. A ver criatura, no criticaba el artículo y los comentarios, más bien al contrario, lo que digo es que se ha desenmascarado a los “coeditores” y eso no les hace ninguna gracia y su forma de reaccionar ha sido obligar a los libreros a prohibir la presencia en la Feria, como si eso fuese a evitar que sigan creciendo

        Andrés

        15 Abril, 2016

        • ¡Pues eso no es lo que se entiende de tu comentario, Andrés! Las ferias cada vez tienen más cosas para criticar, como que “prohíben” la participación de empresas tecnológicas y luego vas y te encuentras un mastodonte de Samsung en el medio de ella 😛

          Mariana Eguaras

          15 Abril, 2016

  30. Hola, me presento, dirijo una pequeña editorial fundada a finales de 2014. Nuestro crecimiento se ve mermado debido a que como bien mencionó Mariana Eguarás, las distribuidoras se niegan a aceptarnos en sus canales debido a nuestro catalogo, si es cierto solo hemos publicado tres títulos, pero en Septiembre tendremos 10 en el mercado, he visto editoriales con catálogos como ese (8-10) títulos y les distribuyen a nivel nacional. Este impedimento nos ha obligado a trabajar en impresión bajo demanda, algo que particularmente como editor me molesta bastante ya que no puedo dar una salida a mis autores en las mismas condiciones que el resto de editoriales tradicionales. No estoy en contra de las editoriales de autoedición, es más ofrecemos tambien este servicio dado que algunos autores no quieren ceder sus derechos. Aún así nuestros autores publicados están en edicion tradicional. Nuestra editorial se centra en narrativa, aunque no publicamos romántica-erótica. Recibimos pocos manuscritos y yo creo que en gran medida es debido a la limitacion que tenemos en nuestra distribución. Por otro lado los manuscritos que hemos recibido y rechazado siempre han sido justificados desde un punto de vista editorial y no económico. A la vista esta que nuestra empresa y podeis consultar las cuentas anuales en el RM, está en perdidas de que se creó. Con esto quiero hacer ver que a pesar de nuestro interés en publicar autores noveles tenemos las limitaciones siguientes: Por un lado la negativa de las distribuidoras y por otro que muchos autores se nieguen a publicar con nosotros debido al primer punto (lo cual respeto y entiendo) y en ocasiones debido a que algunos piensan que por escribir un libro son Vargas Llosa, Isabel Allende o E.L. James. Tras mi larga exposición, y dado el respeto que le tengo a Mariana por sus recomendaciones y experiencia, hago esta pregunta ¿Alguien puede ayudarnos a conseguir esa distribución ansiada y con ello satisfacer a los autores que han confiado en nosotros? Que conste que siempre han conocido nuestras limitaciones y a pesar de ello han publicado con nosotros.

    Samuel

    20 Abril, 2016

    • Buenas noches, Samuel:

      No todo lo que reluce es oro y muchas editoriales dicen distribuir libros en tropecientas librerías y —lisa y llanamente— es mentira. Yo misma he ido a preguntar en las librerías por libros publicados por esas editoriales y no saben de lo que les hablas…

      La distribución es un gran problema en España porque a pesar de existir muchas distribuidoras quieren trabajar con editoriales que les garanticen cantidad. Es decir, no es lo mismo tener un cliente que te provee 10 libros que otro que provee 100. Y lo mismo pasa con las librerías: no es lo mismo un cliente con uno o dos libros (autor autopublicado) que un cliente (distribuidora) con mil-y-pico de libros.

      Creo que más que insistir en entrar en el obsoleto sistema actual de distribución de libros impresos es más rentable pensar alternativas (vender desde la web de la editorial, utilizar plataformas de POD, etc.) y destinar esfuerzo y dinero a la promoción de los libros. Una alternativa válida es seleccionar una librería por gran ciudad de España y establecer una relación directa, sin distribuidora de por medio.

      Saludos.

      Mariana Eguaras

      20 Abril, 2016

      • Gracias Mariana por tu rápida respuesta. Si, así es, actualmente trabajamos con IBD, también vendemos desde nuestra web e intentamos por todos los medios localizar librerías que quieran tener nuestros ejemplares para la venta. El problema es que en este último caso, como bien mencionas el 95% nos dicen que trabajan con distribuidoras. Algunas nos aceptaron en su día depósito de libros y tras pasar un año sin ventas al ir a recogerlos, vimos que los tenían guardados en el almacén de la libreria, ni siquiera tenian un ejemplar a la vista o expuesto en alguna estanteria aunque fuera solo el lomo a la vista. JEJEJE, me rio por no llorar pero es frustrante y agotador.

        De hecho solo hemos conseguido tener nuestros ejemplares en dos librerías en toda España. Y son a nivel local de la ciudad de los autores. Para mi como editor y amante de los libros es frustante ver que no puedo competir y dar oportunidades a esas personas.

        En ocasiones planteamos dar por zanjado el proyecto, porque nos esta costando literalmente un dineral, pero creo que con personas como tu que alientan en este mundo y recomiendan desde su experiencia podemos seguir intentándolo. Aún asi nuestros autores y lectores nos dan mucho apoyo moral, pero los socios de la empresa ya ven el tema con otros ojos.

        Nos plantearemos como próximo objetivo contactar con una librería importante de cada gran ciudad e intentar trabajar con ellas directamente y con nuestro catálogo. Seguiremos tu consejo y seguiremos luchando.

        Gracias Mariana.

        Samuel

        20 Abril, 2016

    • Hola Samuel. Hace tiempo que sigo los comentarios de este post y el tuyo me ha parecido especialmente honesto e incluso conmovedor. Aunque Mariana te ha dado ya una gran respuesta, que además comparto al 100%, voy a ver si aporto mi granito de arena.

      Siendo una editorial pequeña, es posible que tengáis muchas buenas cualidades que una gran editorial no tiene. Ser pequeño hoy día es más bien una ventaja que un inconveniente, porque la capacidad de adaptación y maniobra es mejor. ¿En qué consisten esas cualidades que os pueden diferenciar?

      No siempre es fácil encontrar una propuesta única diferenciadora y a veces se impone reinventar el modelo de negocio por completo. Pero pienso que es la manera de salir a flote hoy día. Tal vez no pueda ayudarte específicamente a conseguir distribuidor, pero si quieres podemos tener una consultoría por Skype (o presencial, si es posible y lo prefieres). Me puedes explicas cómo funciona la editorial y así te echo un cable en aspectos de marketing y ventas. Dejo mi enlace de contacto en la firma, un saludo.

      Alejandro Quintana

      21 Abril, 2016

      • Muchas gracias Alejandro, he accedido a tu plataforma y te he enviado un mensaje para entablar contacto. Un saludo cordial. Y nuevamente gracias a Mariana por darnos esta oportunidad de poder conocer gente interesada y profesional a través de su blog. Un saludo a todos

        Samuel

        21 Abril, 2016

    • Samuel,es bastante probable que la negativa de los distribuidores te haya salvado de un mayor desastre. Si te hubieran aceptado, habrías tenido que imprimir cinco mil ejemplares para una primera edición, y al cabo de un año te hubiera ocurrido lo que ahora con 20 libros, pero con cuatro mil novecientos. No creas que por entrar en la oferta de un distribuidor vas a estar en los anaqueles de las librerías. Los almacenes de los libreros están llenos de cajas de libros que nunca se abren ni se ofrecen.
      La impresión bajo demanda, lejos de ser un inconveniente es una enorme ventaja para el editor, te permite tener catálogo sin almacenar libros, más bien me refiero a la impresión de tiradas cortas, en las que tienes un poco más de coste de producción, pero te aseguro que es muy inferior a lo que te costaría recuperar una tirada de las librerías, o de los almacenes de los distribuidores.
      En mi opinión estás olvidando que ya no se venden libros como antes. Ahora, primero se crea opinión y luego las ventas llegan solas. Te aseguro que si a un librero le llegan dos personas preguntando por un título que no tiene, lo busca donde sea, así que utiliza el poder de difusión que da Internet para que la gente lea y hable de tus libros. Anima a los autores a crear comunidad en torno a su obra. 200 seguidores en Facebook dan un alcance potencial de 50.000 personas.

      Andrés de la Torre

      23 Abril, 2016

      • Más claro no podrías haberlo expresado en tan pocos párrafos, Andrés. Secundo lo que dices.

        Agrego que últimamente me llaman de librerías para preguntar dónde pueden adquirir “libros de la editorial CreateSpace”. Esto evidencia, entre otras cosas, que los lectores solicitan libros que no ven en la librería, pero sí en la Internet, y que los libreros buscan esos libros aunque no los tengan.

        Mariana Eguaras

        23 Abril, 2016

  31. Claro Mariana, los libreros lo que quieren es vender libros, no he visto a ninguno vetar un libro de los que salen en Sálvame ¿por qué entonces esta inquina con los libros de autopublicación? Ojalá tuviera tiempo para contar de dónde parte esto. Solo quiero que os fijéis en los grandes “tapados” de la llamada cadena de valor del libro, los distribuidores. Empresas que son más del sector del transporte que del literario, pero que sin embargo, son los que realmente deciden lo que se vende en las librerías. Bueno, eso era hasta hace poco que a la gente le da por entrar en Internet y seguir los comentarios de los lectores. Eso sí da para un amplio artículo; aunque no les gustará porque son como los banqueros y no les gusta nada la publicidad, prefieren seguir en la sombra, al fin y al cabo ellos ganan por mover libros. Si se venden, hacia la librería, y si no se venden de vuelta al editor. Mientras, son cada vez más los libreros que tienen que comprar libros en Amazon para poder atender a sus clientes en un plazo razonable, y sobre todo, definido.

    Andrés de la Torre

    24 Abril, 2016

    • Otra vez has dado en el clavo, Andrés. Hace rato que pregunto “¿dónde están los distribuidores?”. Mira que hay blogs (como este) donde se les cuestiona o critica, pero no dicen ni “mu”. Prácticamente, no participan en charlas, seminarios, etc. del sector; a las ferias profesionales, si van, hacen el menor ruido posible. De lo que llamamos agentes de la cadena de valor del libro son los más misteriosos…

      Mariana Eguaras

      24 Abril, 2016

  32. Hola.
    Recientemente una de las editoriales que aquí se nombran me ha propuesto publicar bajo algo que se llama plataforma Lantia. ¿Alguien sabe lo que es? He investigado y, la verdad, me da que es una especie de imprenta enorme que publica todo lo que se le manda.
    Gracias y un saludo.

    Andrés

    7 Mayo, 2016

    • Hola Andrés,

      Precisamente yo como editor, trabajo con Lantia. Me permite realizar pequeñas tiradas de mis ediciones y al mismo tiempo me ofrece la distribución bajo demanda. Esto quiere decir que tienen una red de librerias, que pueden acceder a su catálogo editorial y solicitar los libros que los clientes hayan pedido. Los libros no estan expuestos, es decir se imprime lo que se solicite por el librero y que generalmente (99,99% de los casos) solo lo va a solicitar cuando algun cliente se lo pide. Tambien ofrecen la distribución digital en las plataformas Amazon, Casa del libro, Fnac, El corte ingles, Google Play, Apple iboks y Kobo.

      Realizan un informe de ventas mensual el dia 15 de cada mes y te abonan el royaltie a los 30 días. En eso no fallan.

      A modo personal y bajo mi experiencia como editor, decirte que trabajo con ellos porque es la única distribución a nivel nacional que me permite “el mundo del libro” al ser una pequeña editorial.

      También comentarte que particularmente mi editorial nunca ha vendido un ejemplar impreso bajo demanda. Todas las ventas que he realizado a través de Lantia han sido e-books. En Amazon, Casa del libro y el Corte Inglés son las plataformas donde más he vendido.

      Si tienes cualquier duda o consulta y puedo ayudarte en algo, te dejo mi contacto slabrado@labnarholding.com

      Un saludo

      Samuel

      7 Mayo, 2016

      • Tengo entendido que quien ofrece este servicio es Libros.cc (sí, los dueños son los mismos).

        Este sistema que comentas, de impresión bajo demanda en tanto el libro se ha solicitado en las librerías, lo ofrece también Podiprint, y no solo en España sino también en América Latina.

        Mariana Eguaras

        7 Mayo, 2016

        • Así es Mariana, es que es una red de empresas. Lantia es la plataforma que gestiona la distribución y la impresión, Líberis es la que imprime y Libros.cc es la plataforma de venta bajo demanda para librerias.

          Podiprint ofrece el mismo servicio, pero la última vez que hable con ellos (Febrero 2016) no trabajaban en territorio Español. Solo en latinoamérica.

          Como he ido comentando a lo largo de estas semanas en el post, por cierto muy interesante y que me ha permitido conocer a Alejandro Quintana (Gran profesional), creo que he tanteado como editor casi todas las posibilidades.

          Sobre este tema, he tratado con casi todas las empresas del sector, asi que ante cualquier duda podeis preguntarme.

          Un saludo.

          Samuel

          7 Mayo, 2016

          • PODiPrint sí trabaja en España, con todas las librerías integradas en Cegal en Red, que no son pocas.

            Mariana Eguaras

            10 Mayo, 2016

            • Vaya pues la última vez que hable con la comercial en Febrero me dijo que aún no trabajaban en España. O no me dio la información correctamente o es desde hace poco que trabajan en España.

              En cualquier caso lo importante ha sido dar toda la información posible a Andres para que tome una decisión correcta en base a sus necesidades.

              ¡Un saludo Mariana!

              Samuel

              10 Mayo, 2016

      • Ya me olía yo algo así.
        Gracias por responder y estamos en contacto!!

        Andrés

        8 Mayo, 2016

    • No, Andrés. Lantia no es ninguna imprenta. Es una extraordinaria plataforma virtual para las editoriales que tienen posibilidades económicas para poder pagar este servicio, pues facilita la comunicación no solo entre los diferentes departamentos de la editorial, sino entre estos y el escritor. Y además entre la editorial y los distribuidores. Además, es una gran base de datos de cada libro, que los pasa automáticamente al ISBN, y a la web de cada editorial que la utiliza.
      Y por cierto, le han otorgado durante el 2015 un premio bastante importante. Aquí tienes los enlaces de prensa por si te interesa
      http://www.elmundo.es/andalucia/2015/05/04/55465b51ca47416e2f8b456b.html
      http://www.diariodesevilla.es/article/vivirensevilla/2018872/sueno/sevillano/se/equipara/google.html

      Daniela

      15 Mayo, 2016

      • Yo he trabajado con Lantia y quizás ha sido mala suerte pero, desde luego, la comunicación con ellos ha sido inexistente. De hecho, todo se ha basado en subir a su plataforma textos e ilustraciones que luego ellos se han limitado a imprimir. Daba igual lo que mandaba, todo valía. Coincido con Andrés: una imprenta muy grande y con muchos medios, pero una imprenta a fin de cuentas. Esa, por lo menos, ha sido mi experiencia y así lo digo.

        Roberto

        16 Mayo, 2016

  33. Queridos todos:

    Gracias por tu informe.

    Quienes entramos aquí queremos publicar o estamos relacionados con los autores de alguna manera, así que cada cual tiene su punto de vista; pero si se lleva tiempo acabamos coincidiendo en lo mismo:

    – Hay muchas personas queriendo publicar, solo hay que entrar en los grupos del Facebook para verlo.

    – La mayoría de los libros son malos o están mal escritos, los que están bien tienen faltas de puntuación o de sintaxis.

    – El autor se encuentra con cientos de ofertas directas o disfrazadas de falsos concursos literarios.

    – Las “editoriales” aseguran que una junta estudiará el libro para determinar si merece ser publicado. Semejante cosa no existe, tú te lo pagas y te lo publicarían igual aunque fueran estampitas de primera comunión.

    – A la hora de la verdad, ninguna editorial “seria” quiere publicarlo porque no te llamas Belén Esteban.

    Es normal que una editorial seria no publique un libro malo o mal escrito, pero también es normal que alguien quiera publicar su libro para sus amigos o sus padres, y siempre hay alguien a quien le guste lo que no le gusta a nadie. En estos casos, en vez de tanta falsa editorial, lo mejor sería que alguien cobrara una cantidad por realizar el proceso de publicación del libro en plataformas de auto edición como Ebook. Eso tan fácil, para muchas personas es imposible porque no dominan la informática, mientras que para quien ya está en el engranaje es sencillo.

    Los poetas que conozco pagarían un dinero razonable porque alguien les subiera sus libros a una plataforma, y no creo que un chaval tarde más de media hora en hacerlo si se le manda un word o un PDF. Me refiero a subirlo sin más, sin correcciones ni intervención posterior. Solo publicar y darle unas instrucciones sobre lo que debe hacer cuando le avisen de que se vende un libro, ya que siempre se venden al menos 5 para uno mismo.

    En las redes sociales, alguien debería contarle a los autores que no queremos leer su libro, si queremos ya iremos a buscarlo. Me parece bien que bajo su comentario pongan el enlace, pero es una agresión que nos persigan con propaganda que no hemos pedido, lo que sucede es que les explican que debe promocionarse. La promoción es que me inviten a un cóctel con croquetas, no que me llenen el correo de basura.

    Alguien debería contarle a los autores que deben estudiar teoría de la literatura básica, deben repasar la sintaxis, deben aprender puntuación y deben comprender que su poema está mal escrito si un experto en poesía les dice que está mal escrito. Un experto no es alguien que escribe muchos poemas, es alguien que escribe muchos poemas bien. ¿Cuántas personas conocéis que escriban poesía bien? ¿Cuántas conocéis que estén dispuestas a leer un poema y pasar por el trago de desilusionar a un poeta ansioso?

    En fin, son muchas cosas antes de que haya libro, y cuando ya hay un libro bien escrito, entonces el lío de la publicación. Se acaba antes poniendo todo gratis en tu blog, si una editorial te quiere, que te llame. Para lo que te van a pagar, y que encima se lo lleve hacienda…, o escribes un guión de película, o lo regalas.

    Ans

    11 Mayo, 2016

    • Con algunos pequeños matices, pero estoy de acuerdo con lo que dices. Esta labor de decirle a los autores cuatro verdades es la que hace Mariana en su blog y yo en el mío (y algunos otros también muy buenos). Por ejemplo, una de mis máximas es «antes de publicar, asegúrate de escribir algo que merezca la pena leerse». Y en uno de mis cursos recomiendo a los escritores que no se conviertan en el clásico paliza de las redes sociales, con la consabida cantinela «compra mi libro, compra mi libro, compra mi libro». Como bien dices, eso es hacer spam. Hay maneras de promocionarse sin molestar y sin necesidad de organizar un cóctel con croquetas 🙂 Saludos.

      Alejandro Quintana

      11 Mayo, 2016

      • Alejandro, la mayoría ni quiere aprender ni quiere que le enseñen. Tenemos un grupo poético serio en el Face, hemos hecho mini cursillos donde se revisan los poemas de quienes quieren aprender, todo gratis, y en cuanto les dices los fallos salen corriendo. Los que se llaman poetas están acostumbrados a que los demás les digan que sus poemas son maravillosos -es normal, eso manda la educación- y se lo creen. Es un caldo de cultivo perfecto para que medren ciertos personajes que ofrecen publicar tan maravillosa obra, en fin, que los timan sin mucho esfuerzo.

        Ans

        14 Mayo, 2016

  34. “Hola Mariana”

    Un placer el estar en contacto con tu trabajo. Ya sabes que no es la primera vez que escribo en tu web y cada vez que leo las entradas de quienes colaboran, más me doy cuenta de qué panorama literario y editorial tenemos. Me animo a escribir ante una pregunta o duda que tengo desde hace tiempo: ¿Para qué tenemos un Ministerio de Cultura? Es decir, registras tu obra, pagas por ello y luego si alguien coge tu obra, le gusta y decide publicar un libro con tu idea o, supuestamente (porque luego otra cosa, mucho cuidado con lo que se dice, que el “te voy a denunciar” es algo que está muy actualizado, engendro de la telebasura), te plagia, ya puedes ir olvidándote de defender tus derechos, pues la cantidad de inconvenientes, sobre todo económicos, son para pensárselo. Y aquí es dónde yo me pregunto ¿para qué tenemos un Ministerio de Cultura? ¿Dónde están los verdaderos derechos de un autor que ha registrado su obra? ¿Tan fácil es en este país delinquir? Vivimos un Estado de Derecho que necesita reformarse, pues la víctima en la mayoría de los casos tiene las de perder si se defiende, bien por el gasto económico y por los trámites a resolver, bien porque la otra parte también tiene sus derechos.

    Para incluir mi opinión acerca de las editoriales tradicionales y las no tradicionales diría que las primeras son casi imposibles de acceder (como decía una persona que anteriormente ha escrito en tu web, si no eres personaje público o tienes mecenas, olvídate de ello), y las segundas son toda una odisea: nada cercanas, todo virtual, búscate la vida, las librerías no quieren libros de estas editoriales, etc, etc, etc… y así hasta el infinito y más allá… Lo positivo de éstas segundas es que te permiten publicar un manuscrito que las primeras no quieren y te adentran en el mundillo literario, el cual está plagado de autores que quieren ver su obra expuesta, reiterándome en lo de la odisea.

    Son las 6 de la mañana, disculpa si hay algún errata… Yo, por mi parte, me he rediseñado, así son las cosas, renacer o morir.

    Agradezco todos los comentarios de esta acertada entrada y aprovecho para mandarte un fuerte abrazo y que tengas un feliz jueves <3

    Suen K. Gift

    Suen K. Gift

    12 Mayo, 2016

    • El Ministerio lo que hace es facilitar un sistema de registro, pero no defensa ante el plagio, para eso (entiendo) está el Ministerio de Justicia… Sobre el resto, qué decirte. Hay autores que, según sus objetivos, les funciona un tipo u otro de editorial, o autopublicarse.

      Un abrazo.

      Mariana Eguaras

      12 Mayo, 2016

  35. Gracias por los diversos comentarios de los que algo se aprende. Deseaba sencillamente alguna opinión sobre la editorial sevillana BABIDI-BÚ libros infantiles. Se han interesado por una novelita infantil que escribí y que ya me autoedité imprimiendo 90 ejemplares que se vendieron rápidamente entre familiares y amigos. Ahora, como BABIDI-BÚ parece interesarse y en principio por lo que veo en su web y me escriben son fiables, me dispongo a confiar en ellos, pero antes de dar el último paso deseaba conocer alguna opinión de los que aquí habéis escrito.
    Muchas gracias de antemano.
    Luis

    Luis Jover Comas

    20 Mayo, 2016

  36. Hola Mariana,me gustaría saber si tienes información sobre la editorial [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales]. Me ofrecen publicar mi libro participando en la coedición. De momento estoy a la espera de que me digan de qué manera. Aunque no entra en mis planes y me gustaría publicar con una editorial convencional es desesperante la espera desde que envías los manuscritos hasta que te responden en caso de que lo hagan.

    Un saludo,
    Pilar

    Pilar Mayo

    27 Mayo, 2016

  37. ¿Alguien sabe algo de la editorial Falsaria?

    Muchas gracias

    Carlos

    12 Junio, 2016

    • Un poco más arriba tienes mi respuesta a alguien que preguntó lo mismo 😉

      En resumen, Falsaria no es exactamente una editorial, y que yo sepa no imprimen libros en papel. Es más bien una comunidad literaria y sirve como herramienta de promoción, aunque a día de hoy no sé si tiene mucha visibilidad…

      Audrey

      13 Junio, 2016

  38. Audrey, Falsaria ahora es una editorial de coedición. Pagas por la publicación de tu obra. Imprimen libros en papel y digitales.
    Por eso pregunto si alguien ha publicado con ellos.
    Muchas gracias de todas formas.

    Carlos

    Carlos

    13 Junio, 2016

    • Lo siento, Carlos, pero no tengo referencia de Falsaria como editorial. Lo que puedes hacer es ver qué autores han publicado con ellos e intentar contactarlos. Saludos.

      Mariana Eguaras

      13 Junio, 2016

  39. Mariana
    Muchas gracias
    ¿Sabes de alguna editorial seria de coedición?
    No me importa pagar siempre que consiga una buena distribución y promoción.
    Prefiero el libro digital pero tampoco me importa pagar el de papel.

    Carlos

    14 Junio, 2016

  40. El principal problema de los autores nóveles es que no nos lee nadie. Ni editoriales, ni agentes literarios tienen departamento de lectura para leer obras no solicitadas.
    Debido a la globalización, cualquier editorial tiene a su alcance múltiples obras literarias, que han triunfado en otros lugares, y no depende para nada de encontrar nuevos escritores.
    Por otra parte, los nuevos escritores somos peor que una plaga de langostas. Inundamos las editoriales y las agencias literarias con nuestras obras. El otro día leí que a un importante agente literario americano le habían llegado 10.000 obras en un mes. Así es imposible que nos lean. La única solución que nos queda es la coedición, pero aquí nos encontramos con otro gran problema: la cantidad de chorizos que han aparecido para ordeñar a los autores nóveles.

    Carlos

    14 Junio, 2016

    • Has sido muy gráfico, Carlos. 😉

      Las editoriales de coedición no son una mala opción siempre que realicen los servicios por los que cobran y no se queden con regalías si es el autor el que paga toda la edición. Entre estas dos cosas que digo hay matices a punta-pala…

      La semana pasada me reuní con una autora que se gastó un pastón (casi 4000 euros) en una editorial de coedición y le comenté unas pocas “deficiencias”: la cubierta de su libro es horrible (mi sobrino la hubiera hecho más profesional en Paint), la maquetación interior peor y falta de ortografía por donde miraras (porque en los servicios ¡no estaba incluida la corrección!). Por la mitad o menos, esta autora podría haber hecho un edición con calidad editorial (editorial de verdad) incluido la edición digital. Para colmo, la editorial se queda con porcentaje por la venta del libro…

      Mariana Eguaras

      14 Junio, 2016

    • Muy bueno tu comentario, Carlos, cargado de verdad y realidad. Por suerte y gracias a las nuevas tecnologías, hoy día los escritores noveles tienen la opción de ir por su propia cuenta y riesgo. Incluso, si tu intención es la de publicar a la vieja usanza, puedes crear una marca personal que llame la atención de los editores y quieran ofrecerte un contrato. Y es posible que luego no te interese aceptarlo, como ya le ha pasado a más de uno 😉

      También conozco casos parecidos, Mariana, es algo que pone los pelos de punta. Para ti y para mí es evidente pero, hasta que alguien no se lo dice, los autores no caen ello: si estás costeando la edición ¿para qué leches vas a repartir el beneficio de tu libro?

      Pero las editoriales tradicionales también tienen tela marinera… contratos en los que se ceden todos los derechos “a perpetuidad”. Si el autor se descuida, le incluyen una cláusula para obligarle a ejercer la prostitución. Cada vez es más evidente que el modelo de publicación independiente se va a imponer entre los escritores desconocidos. ¡Saludos!

      Alejandro Quintana

      14 Junio, 2016

  41. He llegado a tu web buscando respuestas que no encontraba y aunque no me han quedado claras mis dudas, te felicito por la calidad de tus posts.

    Me gustaría saber cómo distribuir un libro auto-publicado, me refiero a las partes legales dentro de una distribución más a menos grande. Si tengo mis ejemplares impresos, contacto con un distribuidor de libros y qué ? me van a acoger mis libros? La misma duda me aborda con las librerías. Me pregunto también como es la parte económica dentro de estos, te pagan cuando se vende? hay que estar dado de alta en autónomos para ello? … Gracias por todo, un saludo.

    unai gonzález

    23 Junio, 2016

    • Hola, Unai:

      No es fácil que un distribuidor quiera trabajar con un autor que publica por su cuenta, pero eso no quita que puedas intentarlo. Sí, las librerías trabajan con libros en depósito: pagan cuando el libro está vendido y la comisión puede ser del 30 o 40 % sobre el PVP del libro.

      Tendrás que facturarle a la librería por la venta del libro. Si no sobrepasas el Salario Mínimo Interprofesional no tendrás que darte de alta en la Seguridad Social, pero sí en Hacienda, porque es una actividad comercial; silo sobrepasas, tendrás que darte de alta como autónomo.

      Saludos.

      Mariana Eguaras

      24 Junio, 2016

  42. Me gustaría que me dierais alguna orientación para publicar un novela, rigurosamente histórica, sobre el desastre de Annual.
    Tiene 1200 folios, en dos tomos, y habla tanto del desastre como de la sociedad de Melilla de la época. He realizado una rigurosa investigación sobre el terreno y en archivos o blogs de historiadores, para describir la tragedia militar y la vida en Melilla con la mayor exactitud posible.
    Tengo otras novelas pero esta es mi mejor obra, y su mejor cualidad es que se lee de un tirón, a pesar de su tamaño.
    Muchas gracias

    Carlos

    Carlos

    22 Julio, 2016

    • No sé exactamente a qué te refieres con “orientación”, Carlos. ¿Orientación sobre presentar el manuscrito a alguna editorial? ¿Orientación para autopublicarla? ¿Orientación para editar la obra, para publicarla?…

      Mariana Eguaras

      24 Julio, 2016

  43. Quiero publicar la obra con la máxima promoción posible

    Carlos

    Carlos

    24 Julio, 2016

    • Lo adecuado sería elaborar un plan de marketing con todas las acciones de promoción a realizar, previa evaluación de la obra, para saber cómo enfocar estas acciones.

      Mariana Eguaras

      25 Julio, 2016

  44. ¿Y eso como se hace?

    Carlos

    25 Julio, 2016

    • Investigando y sentándose a desarrollarlo 😉 Obviamente, cómo hacerlo, qué incluir y que no, etc. excede la capacidad de un comentario.

      Mariana Eguaras

      25 Julio, 2016

  45. Excelente artículo Mariana. Tenía la intención de adquirir el servicio que megustaescribir.com ofrece; sin embargo, al leer tu blog y unos tantos más, he podido concluir que dicha opción no parece ser muy práctica. Mi novela titulada LA MAAR: Cruce de destinos, me suplica su distribución; lamentablemente, como lo has mencionado, es importante caminar a pasos justos para evitar desilusiones y sobretodo malas inversiones. Muchas gracias por tu blog. Un cálido abrazo desde Colombia.

    carlos andrés guzmán gil

    7 Agosto, 2016

    • La distribución es el gran hándicap de los autores independientes y las pequeñas editoriales… Ninguna editorial de autoedición o coedición tiene poder para distribuir libros físicos; distinto es la información, que circula en digital, pero no así el libro físico. Para esto hay que publicar con una editorial tradicional y ni así hay seguridad de que el libro permanezca en las librerías.

      Gracia a ti por leer el blog y comentar, Carlos.

      Mariana Eguaras

      7 Agosto, 2016

  46. Hay una editorial, llamada Cultivalibros (Madrid) que es el claro ejemplo de la tomadura de pelo a los escritores noveles; el libro jamás lo distribuye se vende en El Corte Inglés, La Casa del libro, etc, todo son cuentos chinos; cuando la gente pide el libro en portales, te llevas la desagradable sorpresa que no lo manda nadie, es decir está publicitado en portales pero a todos los efectos está descatalogado.

    Carmen Portolés

    27 Agosto, 2016

    • Eso es lo habitual, Carmen: dicen que distribuyen el libro en grandes librerías y lo ubican junto a libros de autores consagrados. No solo no es cierto sino que además a veces ni funciona el sistema de pedido bajo demanda.

      En definitiva: nada nuevo que no se haya dicho aquí antes. Gracias por confirmar información. Saludos.

      Mariana Eguaras

      29 Agosto, 2016

  47. Carmen, he venido hasta tu post por el sistema chivato de google que tengo sobre cultivalibros; te contaré mi caso, igualmente Mariana te saludo muy cordialmente. Me llamo Abelardo Martínez, poeta creo que con un larguísimo historial. Entre mis libros hice una incursión en novela, concretamente “En los aledaños del infierno”, la cual mandé a los seis concursos más dotados de novela en España; se quedó finalista en uno, donde el ganador se embolsaba 24000 euros, pero la finalista nada; se la ofrecí a Abel del Amo (Cultivalibros) no precisamente como autoedición, pero algo parecido, pues le devolví lo que estipulamos tras la venta del libro en alguna presentación, etc…

    Desde hace algunos meses, he tenido contacto de algunos lectores que pedían el libro a través del Corte Inglés y éste siempre les contestaba que anulaba el pedido, sin más explicaciones. Cosa que he advertido a la editorial sin que me haya contestado siquiera. Ahora cuando leí tu post sobre publidisa ato cabos y creo ya saber la causa; pero pienso que una editorial seria pasaría los libros a otra imprenta pero nunca debería dejar de servir pedidos; en definitiva que una novela que es la finalista y así consta en su portada, de uno de los seis concursos más dotados de novela en España, el Luis Berenguer (San Fernando-Unicaja) con 24000 euros a la ganadora, ha pasado sin pena ni gloria, sin distribución, sin practicamente ventas salvo una ó dos presentaciones…

    Es como si el manejo de tu coche nuevo, se lo das a alguien que no ha conducido nunca un coche, en fin ya me entiendes. Ahora solo me falta revisar los contratos con esta editorial sobre éste y otros libros publicados y pasársela al departamento jurídico de Cedro y la SGAE, de donde soy socio desde hace muchos años, que en otras ocasiones que los he necesitado han sido implacables…

    Eso sí, que no te quiten las ganas de escribir, lo importante es disfrutar haciendolo y los laureles y las publicaciones que queden en segundo término, pues es la forma de que no te amargues en esta selva despiadada de la literatura. A mí me pueden quitar todo menos mi historial de muchos años, de muchos llantos y alegríaas, ese permanece en la piel como el mismo ADN, sellado a fuego.

    Un saludo Carmen y Mariana.
    Abelardo

    Abelardo Martínez

    30 Agosto, 2016

    • Hola, Abelardo:

      Ya he dicho bastante de lo que pienso de estas empresas: la gran mayoría de los autores con los que hablo, me escriben o cuentan a través de los comentarios de este blog no están satisfechos con los servicios de este tipo de empresa. Prometen lo que no pueden cumplir, y este es el origen de todos los males. Ser editorial es mucho más que regalar un ISBN y cobrar por los servicios editoriales. Me sobran los dedos de una mano para quedarme con un par que son decentes…

      Muchas gracias por contar tu experiencia en esta entrada. Sin duda, esta información es de gran utilidad para otros autores.

      Saludos y muchas suerte, Abelardo.

      Mariana Eguaras

      1 Septiembre, 2016

  48. hola Mariana he visto tu bloc y he leído tus comentarios, la verdad es que me han servido de mucho , yo auto publiqué mi primer libro para que no me saliese caro ya que ofrecí sus ganancias a una asociación , luego autopublique con una editorial que por cierto solo me ha vendido un libro en la web según me dijo la editorial , no me gusto la manera de exponerlo en la web, parecía escondido eso si lo pusieron en las librerías que dijeron , bueno en dos.

    He mandado ha una editorial de toda la vida y como después de cuatro meses no recibí respuesta, miré en Internet y me fijé en la editorial Badibibulibros .com, me ha extrañado lo pronto que me han contestado ya que cuando hice la auto-edición tardaron tres meses y me dieron su opinión.Como bien han dicho otros autores, me lo han puesto muy bonito y como mando el manuscrito sin ilustraciones ya que ellos me dan la facilidad de contactar con ellos con un ilustrador me dicen que tengo que comprar 215 libros pagando a precio de autor es decir me descuentan el 35% del precio venta al publico. Habiendo leído las opiniones de personas que han tenido contacto con esta editorial me lo voy a pensar. Podrías decirme alguna editorial de auto-edición fiable y para libros infantiles , de momento solo quiero que los lean y me den su opinión aunque sea desfavorable es una manera de aprender.

    Gracias por tus consejos.

    Un saludo Begoña

    Begoña Lisón Nuez

    2 Septiembre, 2016

    • Hola, Begoña:

      Gracias por compartir tu experiencia y opinión en este espacio.

      No doy nombres, ni recomiendo alguna en particular, de editoriales de coedición o autoedición. La gran mayoría de las que conozco (por no decir casi todas) no me convence por su modo de proceder con los autores o las condiciones que les ofrecen, o su manera de editar y publicar.

      Saludos.

      Mariana Eguaras

      2 Septiembre, 2016

  49. Hola, alguien tiene referencias de ediciones [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales]? Me proponen coeditar, con un gasto total de 500 Euros (por la adquisición de 25 ejemplares) .Hay alguna experiencia con esta editorial, muchas gracias y saludos

    maivano

    6 Octubre, 2016

  50. Hola!, una amiga y yo vamos a publicar un libro de viñetas y frases, cómic o no sé en que género literario meterlo y llevamos tiempo tanteando varias “editoriales” para autoeditar.
    Nos prometen el oro y el moro, impresión bajo demanda, impresión one and one, 20 % de descuento en la segunda reimpresión de más de 100 ejemplares y un largo etcétera…pero luego no ofrecen transparencia en los datos que dan, bailan las cifras, nos dicen que gestionemos el Depósito Legal por nuestra cuenta y mil cosas que se nos hacen un mundo porque en este mundo estamos totalmente pez.
    Mi pregunta es para que nos orientéis en qué pasos hay que seguir para autopublicar, si la autopublicación como tal sólo conlleva buscar una buena imprenta y sacar 200 ejemplares que tú mismo te encargarás de vender y de promocionar por las redes. Estaríamos dispuestos a hacer eso sin problema si conlleva más ganancias y menos “estafas”.
    ¿Podríais orientarme sobre cuanto me costarían 200 ejemplares de 14,2×21 cm de 75 hojas de 100 gramos con cubiertas de 300 gramos con solapa de 8 cm y a dos tintas y 200 fajas en blanco y negro? una estimación.
    Gracias por impedir que nos estafen con distribuciones ficticias si lo único que van a llevar a cabo correctamente es la labor de impresión.

    Luis Alonso

    8 Noviembre, 2016

    • Si tú y tu amiga tienen que realizar tareas legales y de edición ¿para qué queréis publicar con una “editorial”?

      Los pasos para autopublicar exceden el espacio de los comentario, pero puedes comprar el libro Manual de autopublicación, de Autorquía, y salir de dudas 😉

      Para saber costes de impresión de un libro tendrías que preguntar por ello a una imprenta. Estos son los datos que necesitas.

      Saludos y gracias por pasarte por aquí.

      Mariana Eguaras

      8 Noviembre, 2016

  51. Creo que es importante pararse a pensar por un momento y dejar de lado las acusaciones morbosas que nos gustan a todos.
    En primer lugar, hay varios caminos para publicar. El autor puede elegir el que más le convenga.Puedes intentar que te lo hagan todo y no pagar nada (publicación tradional, como hace Planeta), hacerlo todo tu mismo (cosa complicada si no sabes moverte bien por este mundo)o contratar una empresa que se encargue de hacerte el libro profesionalmente y te guíe y asesore sobre todo. Esta última opción hace referencia a la autopublicación, bien, ahora analicemos esta palabra. Auto significa a sí mismo.No entiendo tanto odio o negación por este tipo de editoriales, si lo ponen bien clarito en su definición.
    Que una empresa ponga en tus manos unas herramientas que por ti mismo no sabes usar o no piedes alcanzar a cambio de un precio, a mi forma de verlo no es nada descabellado. Lo que ocurre es que muchos escriben pensando que van a ser el premio planeta y se topan con la realidad cuando van a publicar: es muy difícil que una editorial tradicional se fije en un autor que no es conocido.Opino que una editorial de autoedición es una oportunidad que tienes para darte a conocer, publicando tu libro, y claro que hay que pagar, estás comprando un servicio.
    El tema de la distribución es igual.Ellos intentan que tu libro de distribuya, pero vuelvo a recordar que es autoedición y que se cae en el error de pensar que tu no tienes que hacer nada, que no tienes que hacer marketing de tu libro o moverlo y distribuirlo, en mi opinión no esconden nada, te dan herramientas, te hacen tu libro, te asesoran y te dan publicidad en los medios sociales, pero tú tienes que moverte también, si no, intenta que te fiche Planeta.
    Yo he publicado con autoedición y me han tratado muy bien.
    Hay que ser realistas y no enfadarse con el mundo si el libro no se vende, lo mismo es que el libro no es bueno y punto.

    Sussan

    11 Noviembre, 2016

  52. Sussan, eso es cierto, hay pagar por no molestarse; si no quieres editar y mandar imprimir y después andar de vendedor, debes acudir a un intermediario de autoedición. Pero que no te engañen; que te digan que son una empresa que te hace esos trámites; que no jueguen con la gente diciendo que tienen un comité de expertos literarios mirando tu obra para ver si es buena; que no mientan si lo que hacen es publicarla en autoedición en Amazon a su nombre; que no digan que la van a vender en el CI; que pongan las cosas claras, ya se sabe que tienes que pagar el trabajo de otros.

    Y sí, la mayoría de las obras son un churro porque la gente quiere hacer una novela o un poema sin estudiar nada ni prepararse; y eso no vale ni para cocinar ni para cuidar macetas ni para restaurar un mueble. Hay que aprender. Lo que pasa es que uno es muy libre de querer ver hecho un libro su trabajo sin que lo estafen, sea cual sea la calidad literaria de este.

    Ana

    25 Noviembre, 2016

  53. Hola a todos, sería de agradecer que quien haya ya utilizado alguna de estas ecitoriales y le haya ido bien, nos recomiende a los más novatos. Entiendo que no sea interesante comprometerse, pero a muchos nos ayudaría. Si alguien se anima le estaría muy agradecida, Un Saludo

    Oriana

    5 Diciembre, 2016

  54. Yo no soy editor. Soy un aficionado a escribir. Lo mismo que cientos de miles de nuevos “escritores, pintores, fotógrafos” y demás que, desde la llegada de la Era digital se creen todos muy buenos, sin tener que pasar por el filtro lógico del papá Mercado. Oh, sí, desprecian el Marketing y “todas esas cosas tan poco de artistas”, pero cuando ven que pueden auto-editarse un Libro por 1000 euros, se creen que la Editorial se va a recorrer todas las Distribuidoras y todas las librerías par “distribuir sus libros”. Hay que ser ingenuo, o ignorante, para creerse que alguien puede hacer eso por un beneficio de, digamos, 400 euros, por imprimirle equis ejemplares y meterlo en la Red social. Despierten, escritores unidos del mundo internaútico ¡. Para ser un escritor de verdad y publicar un libro de verdad, porque se lo ha seleccionado un agente literario, o una Editorial, hay que sudar tinta china desde los 14 años. Yo llevo ya 50, tengo el dinero ahorrado para auto-editarme un librete, pero mi agudo sentido de la autocrítica, me impide hacer el ridículo. Despierten de una vez, jóvenes del mundo y unánse a la Cultura del esfuerzo, una cultura muy poco cultivada, por cierto, en este país.

    RTVidal Guadiana

    5 Diciembre, 2016

  55. Saludos, gente del foro.

    Les comento que tengo un libro publicado (contrato tradicional de edición), y que trabajé con una agencia allá por 2006. Nunca tuve que poner un centavo para nada.

    Ahora busco editor para mi última novela; para ello contacté con Agencia literaria [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales]. Les copio el correo electrónico que recibí de parte de ellos:

    “Buenos días:

    Quisiera en primer lugar agradecerle el envío que efectuó a nuestra Agencia Literaria [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] de su manuscrito De test el cual, después de haber sido presentado a diversas editoriales, ha sido valorado positivamente, en lo relativo a sus cualidades literarias, por Ediciones [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] , sello editorial integrado en el [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales]. Sin embargo, la difícil situación por la que atraviesa el mercado editorial ha impedido valorar también de forma positiva las posibilidades comerciales de una obra cuyo autor aún no goza de la notoriedad que merece. Ello hace que Ediciones [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] no pueda publicar sin más trámite su libro, como hubiese sido su deseo.

    Proponen, sin embargo, una solución: coeditar su libro en los términos que se detallan en la propuesta que nos han transmitido. La coedición consiste en un contrato habitual de edición, con la única diferencia de que el autor adquiere un determinado número de ejemplares y percibe, a cambio de ello, un alto porcentaje de derechos de autor. Por su parte, el editor realiza todo lo relativo a la publicación, distribución y promoción de la obra, en los mismos términos que si publicara la obra de un autor ya consagrado.

    Conociendo como conocemos la actual situación del mercado editorial, creemos francamente que la propuesta efectuada por Ediciones [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] es sumamente interesante, máxime teniendo en cuenta los elevados derechos de autor (un 40%) que le ofrecen. Semejante porcentaje significa, como explican en su propuesta, que incluso en el peor de los supuestos, la suma ahora adelantada quedaría compensada por los derechos percibidos.

    Quisiéramos señalarle asimismo que el [nombre eliminado para evitar posibles acciones legales] es un prestigioso grupo editorial (alguna de sus obras ha sido coeditada con la editorial Planeta) en cuyo fondo figuran desde autores clásicos (García Lorca, Lope de Vega, Shakespeare, Dostoyevski…) hasta prestigiosos escritores actuales, tanto españoles e hispanoamericanos (Fernando Sánchez Dragó, Álvaro Mutis, Fernando Savater…) como extranjeros (Robert Graves, Ludwig Pfand, Giorgio Agamben…).

    Si, como estamos convencidos, le interesa esta propuesta, le rogamos que responda a este mismo correo para comunicárselo a la editorial a fin de que ellos mismos le indiquen los detalles de la misma.

    Quedo a su entera disposición y le envío un saludo muy cordial.”

    Como he leído algo de esta agencia literaria en este mismo foro, me suena a cuento. Hacen copy/paste. Sería bueno probar enviando alguna novela bien desastrosa. A ver si responden lo mismo.

    ¿Tienen algún consejo al respecto? ¿Qué harían en mi lugar?

    Muchas gracias.

    Santo Rayo

    13 Diciembre, 2016

  56. Hola Mariana.
    Acabo de leer esta entrada de tu blog y me he sentido totalmente identificado. Con mi primera novela sufrí lo que considero una estafa de Grup Lobher editoria. A pesar de que su contrato terminó hace más de dos años sigue ofreciendo la novela en La Casa del Libro. Más tarde publiqué la novela, y su segunda parte, en Amazon (edición e-book y papel)
    Te adjunto el enlace a mi blog donde hablo de lo que me pasó, sus promesas y lo que resultó ser.

    http://unpocodebrandingesmucho.blogspot.com.es/2014/03/grup-lobher-editorial-falsas-promesas.html

    Gracias y felicidades por tu trabajo.

    Federico Correa

    Federico Correa

    14 Diciembre, 2016

    • Gracias, Federico, por dejar en enlace a tu experiencia, y por comentar aquí. Saludos.

      Mariana Eguaras

      14 Diciembre, 2016

  57. Hola Mariana

    Hice un contrato con la Editorial Falsaria para la coedición de mi novela “Los órfidas” tanto en papel como en e.book. Según el contrato, Falsaria se encargaba de publicar, distribuir y promocionar la novela. La distribución debía ser, según el contrato, a través de la librerías asociadas a Libros c.c, Amazon y ReadOnTine ESP en papel y e.book, y sólo en e.book en Fnac, la Casa del Libro, El Corte Inglés y otras plataformas digitales. En cuanto empezó a publicarse, Falsaria cambió de distribuidor y la novela ya no puede venderse a través de las librerías afiliadas a Libros c.c. En estos momentos la novela está perdida en Amazon, pues sólo se puede encontrar escribiendo el título y eso no lo sabe el cliente potencial, y apenas se distribuye en papel. En cambio, ha tenido éxito en Fnac donde, nada más salir, ocupó los primeros puestos del Top 100 de e.books más vendidos, y desde primero de diciembre ocupa, ininterrumpidamente, el primer puesto. Mi problema actual es que no puedo aprovechar el tirón que supone la propaganda de ser el e.book más vendido en Fnac porque la novela no aparece en el catálogo de las librerías tradicionales. Puedo romper unilateralmente el contrato que firmé avisando con una semana de antelación (quizás eso fuera lo que pretendía la editorial); como he visto que en este foro hay editores, quiero saber si podéis aportar alguna solución.

    Carlos

    17 Diciembre, 2016

    • Hola, Carlos. Tu libro no aparecerá en el catálogo de las librerías tradicionales porque no has publicado con una editorial tradicional; las librerías “de toda la vida” trabajan con editoriales tradicionales mediante distribuidoras (de libros físicos), con colocación de libros en un espacio físico, no con distribución digital e impresión bajo demanda. Esto ira cambiando, pero de momento es así. Saludos.

      Mariana Eguaras

      18 Diciembre, 2016

  58. Muy interesante el debate y las advertencias respecto de las consecuencias que pueden derivarse de estas coediciones. Afortunadamente en mi caso no he tenido que recurrir a esta opción y mis libros han sido publicados por editoriales tradicionales, y sólo en un caso una de estas -una editorial chilena- cobró por su trabajo de edición, distribución y venta. Mis otros libros -dos de ellos publicados en España y por los cuales recibí un anticipo interesante, y uno próximo a salir a la venta en Chile en los próximos meses-, no han significado para mi ningún costo (lo que, con todo respeto, es lo que corresponde: es el autor quien debe recibir un ingreso por su esfuerzo, y no pagar por este). Sin embargo, estoy en proceso de escritura de una quinta obra que escapa a mi temática habitual -literatura marítima histórica-, y por lo mismo investigué las opciones de auto-edición (CreateSpace, AuthorHouse y otras, que rechacé por engorrosas) y de coedición, encontrándome con ofertas como la que copio a continuación:

    (copio)

    Servicios
    Maquetación de cubierta e interior
    Gestión de ISBN y registro de la propiedad intelectual
    Libro en formato papel
    Ebook en formato ePub
    Impresión de 5 ejemplares para el autor
    Distribución en catálogos on-line
    Distribución de publicidad impresa en librerías

    Requisitos
    Para obras inéditas o reediciones
    Facilitar manuscrito en archivo de texto word o similar
    Sin exclusividad de derechos de autor

    Condiciones
    Distribución y venta a nivel internacional
    15% de las ventas en librería para el autor
    Compras del autor a precio mayorista

    (no copio)

    Todo ello por la módica suma de 75 euros. Y entonces me pregunto: ¿dónde está la “trampita”? ¿Puede ser verdad tanta belleza?

    Agradeceré comentarios.

    Un cordial saludo.

    Edgardo Mackay

    23 Febrero, 2017

    • Corrección: el valor ofrecido por lo anterior es de 149 euros. Pero la inquietud se mantiene,

      Edgardo Mackay

      23 Febrero, 2017

    • “Cuando la limosna es grande hasta el santo desconfía”. 😉 Y con este dicho te digo todo, Edgardo.

      Mariana Eguaras

      24 Febrero, 2017

  59. Me encantaría “degustar” un artículo preocedente de una fuente imparcial y confiable, como es el caso de nuestra consultora Mariana, o de otro especialista que ya lo tenga disponible, donde se aborden las diferencias entre la autopublicación y la autoedición o coedición, pues no me quedan del todo claras estas variantes; diferentes editoriales ofrecen servicios de este tipo pero, ante mis ojos de total desconocedor, todo me parece más e lo mismo y no alcanzo a comprender las sutiles diferencias. Al escenario heterogéneo de ofertas se ha sumado una modalidad con la que nunca antes me habia encontrado: el micromecenazgo, este es el caso de pentian, libros.com y muchos otros. ¿Qué puedo esperar de esa otra variante?

    Este mundo de las editoriales y seudo-editoriales me tiene muy mareado, como diría Mafalda: Paren el mundo que me quiero bajar, o al menos, si alguien me explicara en qué consisten estas variantes y que puedo esperar de cada uno de estos casos. Los autores no sabemos que camino tomar. ¿Sería nuestra noble Mariana tan amable de arrojar luz sobre este entuerto?

    Una vez más agradecido. El Prof. José Luis.

    José Luis Montes de Oca Montano

    24 Febrero, 2017

  60. En esta ocasión escogeré juiciosamente mis palabras para comunicar lo que necesito sin generar equívocos innecesarios y perjudiciales, aunque confieso estar muy necesitado de publicar, muy urgido de encontrar editoriales serias y responsables, y muy confundido ante la barahúnda provocada por las desproporcionadas promesas que muchas cuasi-editoriales de cuarta les formulan a sus potenciales autores.

    Mi problema es el siguiente: soy un ciudadano de a pie, un simple profesor universitario que vive de un salario dolorosamente exiguo y que ha dedicado una buena parte de su vida a estudiar, aprender y (durante estos procesos) a transmitir lo poco que sabe. En los últimos años me he dedicado a investigar y publicar el producto de mi trabajo en revistas de mayor o menor prestigio, comprenderán ustedes que en una universidad la investigación científica es quehacer de oficio de casi todos los profesores, además de la docencia.

    En la actualidad, como producto de la labor de investigación de un conjunto de profesores (entre los que me encuentro), disponemos de los resultados finales de investigaciones importantes, así como de los correspondientes informes finales de cada estudio realizado. Cada una de estas investigaciones tuvo como punto de partida la tesis de grado o postgrado de algún educando, pero una vez lograda esta meta la investigación se robusteció, mejoró y amplió. En cada investigación trabajamos un conjunto de especialistas (entre 3 o 4 incluyendo al estudiante ya graduado) y ahora disponemos de estudios maduros, “con mucho trigo”, con una estructura por capítulos que describe todo el proceso de una investigación científica del ámbito médico.

    Estas investigaciones, que por la secuencia lógica de aparición de sus elementos constitutivos recuerdan una tesis, son los futuros libros que un día desearíamos poder publicar, así nos proveeríamos de mayor visibilidad en el ámbito académico y en nuestros expedientes docentes y de investigadores quedaría constancia de una publicación como colofón de nuestros esfuerzos por hacer ciencia y aplicarla a la solución de problemáticas que así lo requieren.

    Pero: No tenemos los fondos necesarios para pagar a una editorial todos los gastos de revisión ortográfica y gramatical, edición, maquetación, lanzamiento del libro con difusión en redes sociales y presencia en sitios Web archiconocidos, ISBN, EAN, etc. En nuestra nación este proceso puede tardar bastante, en algunos casos puede tardar eternamente y dependerá siempre más de las necesidades del país que de la necesidad de de los autores para darse a conocer, aunque siempre habrán vacas sagradas que publiquen por placer.

    En este punto, las pseudo-editoriales y cuasi-editoriales todo-prometedoras, convergen con nuestra necesidad de publicar, de darnos a conocer, de sacarle provecho a nuestro esfuerzo y tiempo, así es como terminamos en manos de entidades que ofrecen todo el paquete “sin pedir nada a cambio” y luego nos hacen victimas de contratos con términos ambiguos, que le otorgan derechos desmesurados y el control de nuestra obra por años y que en este espacio tanto se han criticado.

    Mis preguntas son: ¿Conocen ustedes de alguna editorial seria que ofrezca todo lo antes referido y que de un trato justo a sus autores? ¿Pueden recomendarme alguna editorial seria que no caiga en el vacío de esas otras tantas aquí criticadas?
    ¿O es acaso que sólo tendremos un trato justo cuando paguemos caro por ese trato a la editorial convencional que “apueste” por nuestra obra?

    Les ruego encarecidamente una respuesta.

    J. Montano

    25 Febrero, 2017

  61. Hola Mariana,me llamo Roi y quería hacerte una consulta ya que tengo la cabeza hecha un lío. Hace tiempo envié mi novela a un concurso literario de novela negra que ofertaba una editorial, aunque no gané, dicha editorial me mandó via e-mail un contrato para publicarla, ya que según parece mi obra les interesaba, la editorial es Ápeiron. En el contrato se especificaba que recibiría un diez por ciento de la pvp tanto en e-book como en ediciones de bolsillo, cartón, que si quiero ejemplares me harían un descuento del 25 por ciento, hasta ahí todo más o menos normal, el problema es que me piden cerca de cuatrocientos setenta euros en conceptos como ISBN, maquetación, portada, etc. La cuestión es que estoy dudando entre firmar o no y quería que tú me dijeses que hacer ya que estoy un poco perdido. Soy una persona desconfiada por naturaleza y si algo he aprendido es que nadie regala nada. A la espera de tu respuesta, gracias de antemano.

    Roi Macías

    27 Marzo, 2017

    • Creo que con lo que expongo en esta entrada y en los comentarios mi opinión es más que evidente, y no hace falta agregar más.

      Mariana Eguaras

      27 Marzo, 2017

  62. No os entiendo. Os lo están diciendo muy claro. NO OS VAN A VENDER EL LIBRO. Solo os van a IMPRIMIR el libro.

    Las diferencias son que os lo impriman y os lo coloquen en una lista de venta de libros por catálogo o que solo lo impriman y os lo den.

    Que os pongan ellos el ISBEN o que lo saquéis vosotros. Pero no van a poner el libro en los estantes del Corte Inglés. El CI solo vende a través de distribuidoras y esas empresas no son editoriales que trabajen con distribuidoras.

    Vais a los estantes del CI, miráis la editoriales de los libros y si veis su nombre, pues ya sabéis que es verdad.

    Si queréis que además de imprimirlo os los maqueten y corrijan, entonces, perfecto, eso lo hacen, mejor o peor y hay que pagarlo. Mirad precios y mirad los libros que venden para ver cómo están hechos.

    Si hace ilusión ver un libro y no se está seguro del resultado ni de nada, mejor hacer la prueba con Lulu, al menos es gratis y lo veis igual en las plataformas. Si queréis probar, publicad un supuesto libro con una novela clásica que esté libre de derechos y comprobad cómo funciona eso o la versión infantil de la Isla del tesoro. Es una manera de ver lo que hay que hacer y seguro que encima vendéis un montón.

    Ana

    28 Marzo, 2017

    • Gracias por el apoyo, Ana. Creo que la información de esta entrada y mi postura respecto a este tipo de empresas es clara. Así y todo, muchas personas insisten en preguntar una y otra vez lo mismo. “No hay peor ciego que el que no quiere ver”…

      Mariana Eguaras

      28 Marzo, 2017

  63. Mariana, te estamos agradecidos porque llegamos aquí perdidos con tanto lío, que si maquetación y que incrustes las fuentes… ¿perdona? ¿que incruste qué?. Que si ahora el depósito legal, que si yo te lo hago y te lo mando desde América…

    Estoy haciendo un libro colectivo para el grupo poético del Facebook, y querría saber si las plataformas de edición bajo demanda de cada país cobran el envío nacional dentro de sus países. Tengo que mandar los ejemplares a Colombia, Costa Rica, Miami, Méjico, Argentina, etc. Y los costes son enormes. Alguien sabe si puedo colocar los archivos en el Amazon de cada sitio para que el libro les llegue a buen precio y no al precio desde España. Es decir, publicar el mismo libro en diferentes países para evitar los envíos internacionales.

    Sobre lo de las correcciones y las opiniones, en general, no es verdad que quieran una opinión, quieren un elogio. No sé cómo corrigen en esas editoriales la narración, o como la evalúan, pero respecto a los poemas clásicos, se trata de una actividad muy especializada, y creo que hay pocas personas capaces de hacerlo bien.

    He visto que, además de orientarnos, prestas servicio profesional de edición a autores y a empresas; pero no veo precios. Sería bueno tener una lista de precios orientativa o al menos dos o tres supuestos. No nos gusta molestar preguntando por si es muy caro, y a veces hay cosas que compensan. A mí me pregunta mucha gente, ya que llevamos muchos años con foros y ahora el grupo, dónde ir a publicar o de quien fiarse porque quieren hacerlo en las plataformas, pero necesitan ayuda con la edición y la maquetación porque no saben hacerlo. No sé a quién mandarlos y los mando a una editora-imprenta que presta servicios editoriales sencillos para que se autoediten; ellos no los engañan, pero naturalmente deben comprar un lote de libros y veo mejor la edición bajo demanda en según qué ocasiones.

    Creo que sería interesante comparar el precio de una “pseudoeditorial” con el precio subirlo a una edición bajo pedido más lo que cuesten las ayudas de edición, para ver qué les compensa más.

    Muchas gracias por tus informaciones.

    Ana

    31 Marzo, 2017

    • Hola, Ana.

      Puedes contratar la impresión en cada país y que alguien de esos países se encargue de enviar los libros dentro del territorio correspondiente. Siempre te saldrá más económico que imprimir en España y mandar ejemplares desde aquí.

      No pongo precios de servicios en la web porque lo que ofrezco es un servicio a medida (no productos estándares y empaquetados); por tanto, las tarifas también son a medida (se ajustan las necesidades del cliente y cada cliente tiene sus particularidades y propias necesidades). Mi método de trabajo no es “al peso”; es decir, si alguien llega a mi web primando la tarifa de los servicios, y buscando el precio más barato, no lo encontrará. Prefiero trabajar con menos clientes y hacerlo bien que a trabajar con varios, tirando las tarifas por el suelo, y mal. En concreto: prefiero la calidad antes que la cantidad, tanto en el proceso de trabajo como en el trabajo en sí.

      Saludos y éxitos con el poemario.

      Mariana Eguaras

      31 Marzo, 2017

      • Gracias, Mariana, tu ayuda ha sido muy útil, he puesto un libro mío en una plataforma para aprender a hacerlo y da la lata pero se consigue. Tengo curiosidad por ver cómo lo hacen y en qué sitios aparece. Al menos el libro de prueba se lo daré a mi padre que es quien se muere por verlo publicado en “papel como Dios manda”, y ya tengo regalo de cumple para algunas amigas.

        Te sigo leyendo y, si alguna vez necesitas una corrección de poesía clásica o una ayuda en eso, ya sabes dónde estoy.

        Ana

        1 Abril, 2017

  64. Es una muestra de las condiciones que me ofrece esta editorial ya que se preguntaba por ella, tiene una web muy atractiva y está especializada en cuentos cosa que me va bien pero cuando hablan de valores y me piden más de 3000 euros por editar mi libro (lo digo por la obligación de comprar 350 ejemplares si edito en tapa dura)eso me chirría tenemos valores dicen pero tu paga 3000. sin palabras

    GERARDO

    12 Abril, 2017

  65. Excelente entrada Mariana, hace poco descubrí tu blog, creo que hace un mes o menos, y desde entonces te sigo.

    Publiqué hace un año mi primera novela, y la verdad, es que la falta de transparencia que comentas en algunas autodenominadas “editoriales” dejaba mucho que desear.
    Además, la mayoría de ellas parecian más interesadas en cobrar por todo que en dar un buen servicio …

    Respecto a los precios, está bien querer ganarse la vida a cambio ed un servicio que muchos autores no saben, no pueden o no quieren obtener por ellos mismos. Pero en ocasiones… Ví una editorial que cobraba 95€ por conseguirte un ISBN, pero si en la propia página del ISBN se consigue por 45€. No entiendo los precios.

    Finalmente, y viendo que los autores noveles somos lo peor, decidí autopublicarme en Amazon. Conté solo con la ayuda de una ilustradora, a la que pague por la maqueta de la portada y conté con la revisión de una persona conocida que poseé mejor ortografía que yo, ya que mis ingresos no me permitían los 300€ o 500€ de revisión casi obligada (una pena).

    Gracias a tu blog, veo que mi idea no fue tan descabellada como pensé, e incluso, ahora, comentandolo con otros autores amigos, que sí estuvieron muchos en supuestas editoriales, no me arrepiento. Los hay que están contentos y otros que huyeron rapidamente. Cada caso es un mundo.

    Un abrazo Mariana.

    S. Bonavida Ponce

    17 Abril, 2017

  66. hola mi nombre es Mansur, envíe un libro de cuentos a una editorial Española babidibu, su respuesta fue más rápida de lo que imaginaba. luego me dijeron que mi libro había sido aceptado. les envíe la información que me solicitaban. Pero mi sopresa fue cuando me dijeron en el contrato que yo me comprometía a comprar 215 ejemplares, a un precio de 1670 euros, y que por cada libro que vendan solo me ofrecen el 5% (cuando me habían dicho que era el 6%). Entiendo que es una forma de asegurar la plata de la inversión, pero uno, en cuanto tiempo llega a recuperar esa plata. y me pregunto ¿ es en realidad una inversión?. Me causa mucha desconfianza tener que entregar dinero a una empresa, donde las condiciones de contrato son extrañas. no se si es que soy nuevo en esto y el cobro que me hacen está bien, pero no me siento inseguro. ¿qué hago?

    Mansur Paez Barrozo

    20 Abril, 2017

    • Hola, Mansur.
      El año pasado (2016) contacté con Babidibú. Había que darles 1000€ y ellos me daban 100 ejemplares para, supuestamente, recuperar mi inversión si los vendía a 10€ cada uno. Diez meses después del envío del cuento con las ilustraciones, me dijeron que serían 2 meses, ha sido publicado. En mi opinión, por la experiencia de todo este proceso:
      1.- Me dijeron una fecha de publicación y tardaron 8 meses más.
      2.- El libro ha salido a la venta, sin encuadernación en pasta dura por casi 13€. Mis ejemplares los estoy vendiendo a 8€ porque se me caería la cara de vergüenza pedir 13€ por un libro con unas dimensiones y encuadernación tan discreta.
      3.- Además de pagar los gastos de la publicación (1000€) y de que ellos ya obtienen beneficios con el dinero que les he dado, solo me dan un 10% de las ventas de un libro que costará venderse por su elevado coste.
      4.- Cuando les dije a la persona de contacto que me parecía excesivo el precio me dijo que de eso se encarga el chico de la maquetación. Que digo yo, que ¿cómo es que el maquetador pone lo precios de los libros?
      5.- Usan la plataforma Landia, que se supone que hace más rápida la comunicación entre ellos y escritor o ilustrador. Pues al menos me han pedido los mismos archivos hasta tres veces. Así que me he visto enviando cada dos meses la misma información. Así hasta los 10 meses que han tardado.
      6.- La comunicación por email deja mucho que desear. A veces ni me contestaron. Mejor por teléfono.
      7.- El tema de la distribuidora es de risa. Me dijeron que iban a cambiar a una estupenda. Luego me son las librerías las que reciben la reseña de mi cuento y que deciden si tener ejemplares en sus estanterías o no. Que me esmere en mis textos que aparecerán explicando sus valores. Es decir, que de distribuidora potente nada.
      7.- Quisieron cobrarme 40€ por corregirme el texto, y les dije que no ponía un € más. que se lo enviaría a compañeros filólogos y traductores para que me ayudaran. Así lo hice, y de malas maneras me enviaron un email con más correcciones sin sentido. (Aquí en cuando empecé a ver que no es oro todo lo que reluce).
      7.- Cuando investigas y te informas que una imprenta te cobra 3€ por libro en pasta dura, de dimensiones de A3, de una calidad excelente por 1000 ejemplares (3000€ en total), entiendes que esto es un negocio para ellos.
      8.- Tenía intención de publicar más libros con ellos, pero me he sentido engañado en parte y frustrado por la calidad del resultado final.
      9.- Ha sido una experiencia muy interesante, y recomiendo que aquel que quiera publicar con Babidibú lea muy detenidamente las condiciones del contrato. Quizás sea más rentable invertir 3000€ en 1000 ejemplares de muy buena calidad, que al venderlos por amazon u otras web, por al menos 5€, no solo recuperas lo invertido sino que puedes llevar a cabo otro proyecto.
      10.- Informarse es esencial. No publicaré más con Babidibú. Ni el precio de venta, ni la calidad del libro, y pagar 1000€ para que luego no lo distribuyan adecuadamente, hace que entienda porqué no hay una editorial de coedición que merezca la pena. Al menos hasta el momento.

      Julio

      6 Mayo, 2017

  67. Hola, Julio y Mansur.
    Pues yo sí estoy muy contenta con Babidibú. Si no hubiera sido por ella, mi libro no estaría en un catálogo y en la web de una editorial, y con ello, en la BNE, y gracias a ello, también en la web de Casa del Libro, FNAC, Corte Inglés, etc. Porque publicar por mi cuenta me cerraría todas estas puertas. Además, me he enterado de que a Babidibú le han preseleccionado en una Licitación del 2016 del Ministerio de Educación de Chile, 19 libros, lo cual significa que la editorial se mueve y está atenta a todos estos temas. Quizás mi libro, si responde a alguna de las temáticas que pidan en alguna de las próximas convocatorias que se convoquen en el 2017 o siguientes años, tenga la suerte de serlo en un futuro. Algo que habría sido totalmente imposible si hubiera decidido publicarlo por mi cuenta.
    Con respecto a la corrección, aunque soy Filóloga Hispánica, accedí a ella, no solo porque los filólogos en la Facultad no aprendemos todos los «entresijos» que exige el lenguaje en un libro, sino porque escribir para niños no tiene nada que ver con hacerlo para adultos, y menos si eres un escritor novel y sin experiencia alguna. Así que, gracias al esmerado trabajo que hizo el departamento de corrección (que estuvo en contacto conmigo durante todo el proceso, vial email o por teléfono), aprendí muchísimas cosas que no sabía, y que hoy, si vuelvo a escribir un nuevo libro, ya sabré cómo utilizar.
    Y por otro lado, gracias al tiempo que ha durado el proceso, tendré la inmensa suerte de que mi obra salga no solo mejorada en todos los aspectos, sino con un estupendo complemento final, que a modo de reflexión y de una forma divertida, hace que los valores implícitos que conlleva la obra puedan ser asimilados mucho mejor por los pequeños lectores. Y esto fue sugerencia del departamento de evaluación y corrección de la editorial, que en todo momento me ayudó a realizarlos, aportando ideas y sugerencias estupendas.
    Pero claro, como cualquier proceso que deseamos que salga bien, necesita su tiempo. Lo mismo ocurre con la preparación de una boda, o de un vino, o…
    Yo no me quejo del precio, al contrario, la impresión digital es más cara, pero el hecho de realizar libros bajo demanda, según me han comentado, hacen que el ISBN de la obra siempre esté actualizado, pues los libros impresos llevan fecha de impresión, y cuando pasan unos años sin que se hayan vendido, terminan siendo libros de saldo, con lo cual tu obra «muere». De esta forma cada año sale la impresión nueva y con fecha nueva, y eso da tiempo a que el autor se pueda ir dando a conocer poco a poco.
    En cuanto a la plataforma Lantia (no «Landia») a mí me ha venido genial, pues todo lo teníamos a mano cuando lo necesitábamos. Quizás no todos los autores tengan destreza manejándola, pero cuando la tienes, resulta de máxima utilidad.
    Con respecto a recibir respuesta a mis email, a veces tardaban un poco, pero lo hacían, y siempre me pedían disculpas por la tardanza y me decían que eran infinidad de correos los que reciben a diario, y que no daban abasto para contestar a todos de forma rápida. Pero bueno, al menos te contestan, pues las editoriales infantiles tradicionales y conocidas, ni siquiera te contestan, y si lo hacen, es por medio de un email automático.
    En cuanto al tema de la distribuidora, siento discrepar contigo, pues me he informado bien, y resulta que UDL es una de las mejores distribuidoras de España. Y precisamente por eso, exige que cada obra tenga una ficha técnica donde sepamos explicar lo mejor posible nuestro «producto» para poder darlo a conocer después ella a las librerías, ya que no esperarás a que el distribuidor sea el que se lea tu libro y haga el resumen, ¿verdad?… Y la verdad, me parece una idea excelente, pues si yo tuviera una librería, esto me vendría muy bien para elegir lo que quiero tener en mis estanterías. Porque no olvidemos que la distribuidora ofrece, pero es el dueño de la librería el que decide tener físicamente o virtualmente nuestros libros. Por eso es tan importante la publicidad que hace la editorial en las redes sociales, y sobre todo con los preciosos book-trailers que hay de los libros de Babidi-bú.
    Mi opinión personal es que sacar una autoedición de 1000 ejemplares por 3€, sin un profesional del libro infantil/juvenil que dirija el proceso de la edición, que además esté fuera de una colección que ya sea reconocida (como ocurre en las de Babidibú), fuera además de un catálogo, y por tanto, de una editorial que te respalde, es tirar el dinero. Mejor saca 300 ejemplares, aunque te cuesten más caros, pero al menos podrán resultarte más fácil venderlo entre tus familiares, amigos o conocidos de tu lugar de residencia.
    Somos autores noveles, sin experiencia alguna, y como tales, no podemos ser prepotentes y esperar a que ninguna editorial apueste por nosotros a coste cero, siendo ella la que lo arriesgue todo, pues si hiciera esto, estaría abocada al fracaso seguro, como empresa que es. Porque en definitiva es el público el que demanda el producto, que en nuestro caso es el libro. ¿Y quién va a pedir un título de un autor totalmente desconocido? ¡Nadie!
    Por eso, Babidibú nos da la oportunidad de convertirnos en autores en un plazo medio de tiempo, si nuestra obra es buena y colaboramos con ellos siguiendo todos los consejos que nos dan. Algo que yo, desde luego, pienso hacer. Aunque por supuesto mi objetivo no es ni mucho menos vivir del cuento, en el sentido literal de la palabra, pues esto hoy día lo podría hacer, si acaso, el 1% de los autores. Y quien sueñe con lo contrario, aunque el soñar sea libre, vive en el País de las Maravillas.
    Lo que tengo muy claro es con la autoedición, no tendría ni la décima parte de posibilidades de que mi libro pudiera estar más allá de mi localidad, y en el supuesto caso de que consiguiera esto…
    Y como suele ocurrir en la vida, hay opiniones diversas para todas las cosas. Lo que a no le parece estupendo y maravilloso, a otro le puede parecer todo lo contario. Así que en mi caso, aunque no comparto para nada tu opinión ni la de Mansur, pero por supuesto las respeto. Y lo que sí me sirve de guía es ver las opiniones de la gran cantidad de autores contentos que tiene Babidibú, pues como dice el refrán: «Cuando el río suena, agua lleva».

    Daniela

    7 Mayo, 2017

    • Daniela, quiero aclarar si leíste mi comentario que no hablo mal de la editorial, pues soy nuevo en esto, y por tanto estoy inseguro ante todo lo relacionado con editoriales: solo conocía las editoriales tradicionales, no sabia que existían la modalidad de coedición y mucho menos que había que aportar dinero para la publicación. Hubiese sido esta u otra editorial que conociera por internet y además que me dijera que les tengo que enviar dinero, me hubiese dado desconfianza y me parecería extraño, que me cambiaran el porcentaje de pago del 6% a 5%. Solo esperaba una opinión que me orientara a tomar una decisión. y créeme que la tuve. y la editorial a la que escribiste también. gracias.

      mansur

      12 Mayo, 2017

    • Hola, Daniela.
      Quiero pedirte disculpas por opinar sobre Babidibú; por compartir MI experiencia en este foro; por aconsejar a otros partiendo de lo que he vivido y no de lo que me ha contado; y sobre todo, disculparme por no pensar como tú sobre este tema.

      Tu defensa sobre esta editorial me hace pensar que trabajas en ella o para ellos. Estás en tu derecho de rebatir cada una de mis frases, y yo de hacer lo mismo por cada una de las tuyas, ya que lo que he vivido con ellos no lo puedes cambiar. Ojalá pudieras eliminar mi comentario de este foro, ¿verdad?

      Gracias por tu aportación y espero que permitas a los demás seguir opinando con respeto de esta editorial, sea positiva o negativamente.

      Agur.

      Julio

      3 Julio, 2017

  68. ¡Cuánta razón tienes! Aburrido como estaba de recibir presuntos “libros” o más bien atentados contra la ecología (recordemos que se talan árboles para imprimir negro sobre blanco esas atrocidades) de estas presuntas editoriales, escribí sobre estos “espurios” modelos de negocio editorial. Un saludo http://davidlaguillo.com/2016/07/05/espurios-modelos-negocio-editorial/

    David

    17 Mayo, 2017

  69. Aviso a navegantes:
    Para los que hayáis decidido en editar con Punto Rojo Libros pensando en su “supuesta” profesionalidad; ni se os ocurra, ni cumplen plazos, la maquetación es de párvulos,..etc se lo que digo, y eso que de momento sólo me ha llegado la muestra después de varios meses con un acabado deplorable. No quiero ni pensar lo que harán después. Esta “supuesta” editorial sólo muestra prisa para enviar el contrato y hacer los pagos,(que si todavía queréis seguir con ellos, os recomiendo que se lo paséis a un abogado para que marque plazos y reservas de pago por defectos de calidad o retrasos). Si queréis información más detallada me podéis enviar un email.
    Huid de Punto Rojo como de la peste.

    Javi

    19 Julio, 2017

    • Huid de todas ellas, me consta que hay periódicos que han vetado la publicación de notas de editoriales que cobran/estafan a los autores. LAS EDITORIALES DE VERDAD NO COBRAN A LOS AUTORES. Si te cobran por publicar no es una editorial, es una imprenta o una empresa que vende “servicios editoriales”. Si te cobran por publicar no eres un escritor, eres solo un cliente de un servicio de impresión.

      Juan

      19 Julio, 2017

  70. Eso está muy bien, pero escritor se es por conseguir calidad literaria, no porque te paguen o te contraten.

    Ana

    23 Julio, 2017

  71. A Julio y Mansur
    Aunque os parezca mentira, lo mejor que podéis hacer es denunciar a la editorial. Buscad un abogado de confianza que no os cobre mucho y denunciadla. Ha habido un incumplimiento de contrato y os deberán devolver del dinero y, con un poco de suerte, tendrán que pagar los costes judiciales.

    carlos

    17 Agosto, 2017

Trackbacks/Pingbacks

  1. La piedra de Sísifo - Completar con éxito una campaña de crowdfunding para tu libro en 3 pasos Si lo que buscas es publicar…
  2. Solo Novela Negra - Falsa distribución de libros en editoriales de autoedición o de coedición Como siempre que publica MARIANA EGUARAS algún articulo…
  3. Publicar un libro: 7 tips para no hacer el pardillo con un editor - […] Por otro lado, una BUENA estrategia de autopublicación puede evitarte los disgustos y sinsabores de una coedición con una…
  4. Falsa distribución de libros en editoriales de autoedición o de coedición | NEW GENERATION - […] 1. Correo electrónico de un autor, que me envió el 30 de julio, donde me solicita ayuda para distribuir…
  5. Escribir y publicar un libro - Guía definitiva Bubok - […] Es importante conocer las opciones de distribución existentes en el mundo de la edición independiente para evitar engaños y…
  6. Publicar un libro: guía definitiva - […] Es crucial que te tomes el tiempo necesario para estudiar todas las posibilidades de distribución q las que puedes…
  7. ¿Cómo publicar un libro? Guía definitiva en 7 pasos. - […] las posibilidades que tienes para distribuir tu libro.  Se realista y ten cuidado; existen muchos engaños que se disfrazan…
  8. Quiero publicar un libro: hoja de ruta para empezar ya mismo - […]  empresas especializadas en coedición o incluso puedes optar por formar parte de una cantera de una gran editorial como…
  9. Falsa distribución de libros en editoriales de autoedición o de coedición | FRANKYSPOILER´SCRT - […] Origen: Falsa distribución de libros en editoriales de autoedición o de coedición […]
  10. Vender tu libro en librerías ¿es posible? - […] coedición es posible llegar a las librerías pero no es verdad y en la mayoría de los casos solo…
  11. ¿Es posible vender tu libro en librerías? - […] coedición es posible llegar a las librerías pero no es verdad y en la mayoría de los casos solo…
  12. Cómo publicar un libro: Guía sencilla en 7 pasos - […] Es importante conocer las opciones de distribución existentes en el mundo de la edición independiente para evitar engaños y…
  13. Las 10 cosas más importantes que necesitas saber al publicar tu libro. - […] quiero generar un debate polémico con esto, ni me gusta hablar de otras empresas que se mueven en el…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *